Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Condenado un hombre que violó a una mujer en la Part Alta y le pidió perdon

Seis años de prisión y diez más de libertad vigilada es la pena que le impuso el juez

Àngel Juanpere

Whatsapp
Imagen de archivo de la calle Escrivanies Velles, donde sucedieron los hechos.  FOTO: DT

Imagen de archivo de la calle Escrivanies Velles, donde sucedieron los hechos. FOTO: DT

Un ciudadano rumano ha sido condenado a seis años de prisión y diez más de libertad vigilada por haber violado a una mujer en la Part Alta de Tarragona, a la que después pidió perdón.

Así lo recoge la sentencia dictada por la Sección Cuarta de la Audiencia Provincial de Tarragona tras el acuerdo de conformidad alcanzando entre el fiscal y el abogado defensor. En el acuerdo figura también que durante diez años no pueda comunicarse ni acercarse a menos de 300 metros de la víctima. Asimismo, el procesado tiene la obligación de participar en programas de educación sexual u otros similares, además de pagar una indemnización de 18.000 euros.

El condenado tiene 24 años, es natural de Rumanía y carece de antecedentes penales. Sobre las tres de la madrugada del 18 de febrero de este año se encontraba en la calle Escrivanies Velles, en la Part Alta de Tarragona.

Se acercó a una mujer, que había salido de un establecimiento de ocio de la zona. La cogió, la tiró al suelo y se situó encima de ella. Ésta forcejeó para librarse de él. El encausado intentó quitar las medias a la mujer mientras la inmovilizaba con el brazo, mientras con la otra mano manipulaba sus medias.

El hombre intentó varias veces violarla hasta que lo consiguió de una determinada forma. Volvió a intentar quitar las medias a la víctima. Se situó encima de ella para «acometerla sexualmente», sin llegarlo a conseguir. En este momento la mujer le dijo: «Hablemos por favor, mis hijos no se pueden enterar de esto», «sé que tienes un gran corazón y eres una buena persona» y  «me parece que viene alguien».

En este momento, el acusado se levantó, dejó que la mujer hiciera lo mismo. Ella le reprendió de su acción, momento en que el procesado le pidió perdón, rompiendo a llorar.

Al día siguiente, los Mossos detuvieron al sospechoso en la calle Cronista Sessé. En dependencias policiales se negó a declarar y ante el juez dijo que la mujer estaba borracha y que las relaciones sexuales fueron consentidas. Ingresó en prisión preventiva.

Temas

Comentarios

Lea También