Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Condenado un vecino de TGN por amenazar a su esposa con quemarla y tirarla por la ventana

La Audiencia Provincial lo ha absuelto de agredir sexualmente a la mujer

Diari de Tarragona

Whatsapp

Te quemaré y te lanzaré por la ventana». Es la amenaza lanzada por un vecino de Tarragona hacia su esposa y que le ha costado una condena de cuatro meses y medio de prisión y una orden de alejamiento que no le permite acercarse a menos de 200 metros de la mujer ni a comunicarse con ella durante un año y seis meses. En cambio, la Sección Cuarta de la Audiencia Provincial de Tarragona le ha absuelto de un delito de agresión sexual, por el cual el fiscal pedía seis años de cárcel. A estos sumaba nueve meses por maltrato y nueve más por amenazas. La defensa pedía la absolución y la acusación particular –en representación de la víctima– se retiró de la causa.

El acusado –de nacionalidad marroquí– y la víctima –española– contrajeron matrimonio en el año 2000 y tienen una hija en común –que ahora tiene 12 años–. También convivía con ellos otra hija de la mujer, fruto de una relación anterior.

La relación matrimonial desde hacía tiempo se encontraba en un proceso de degradación, siendo frecuentes las discusiones, profiriéndose los cónyuges insultos mutuos.

En la mañana del 1 de julio de 2014, el acusado se dirigió a su esposa gritando y en un tono muy encendido, en presencia de las dos hijas de la mujer. Fue entonces cuando lanzó las amenazas. Ella, acto seguido, se marchó del domicilio e interpuso denuncia ante la Guàrdia Urbana de Tarragona.

Para los magistrados, no ha quedado acreditado que el acusado golpeara a la mujer el 28 de junio de 2014 ni que por la fuerza mantuviera relaciones sexuales el día 29 del mismo mes.

La Audiencia Provincial, en su sentencia, recuerda que la mujer declaró que hubo episodios previos de violencia física y sexual, pero no consta denuncia de ello.  Sobre la supuesta agresión sexual del día 29 no consta parte médico ni tampoco informe forense. Ella asegura que como no sufrió lesiones no acudió al médico. Pero el relato que hizo ella y el de su hija no concordaban en determinados aspectos, lo que hizo perder credibilidad ante los tres magistrados de la Sala.

Temas

Comentarios

Lea También