Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El Ayuntamiento quiere que las empresas se impliquen en la gestión de los polígonos

Se está redactando un plan de acción a cuatro años vista que se centrará en la promoción de estos espacios, su mejora y un cambio en el modelo de gobernanza

Núria Riu

Whatsapp
El polígono Riuclar aún tiene suelo disponible para seguir creciendo con la llegada de nuevas empresas. Foto: Pere Ferré

El polígono Riuclar aún tiene suelo disponible para seguir creciendo con la llegada de nuevas empresas. Foto: Pere Ferré

La mejora de los servicios y del mantenimiento de los polígonos industriales es una vieja reivindicación del empresariado de la ciudad. La limpieza y las comunicaciones son dos de los principales problemas, por lo que el Ayuntamiento de Tarragona ha empezado a trabajar en un plan de acción a desarrollar en los próximos cuatro años. Se centrará en solventar estas necesidades endémicas, pero también quiere abordar los retos que tiene encima de la mesa la industria del futuro.

Una de las líneas estratégicas será la definición de un nuevo modelo de gobernanza, a partir del cual las empresas entren a formar parte de la gestión de estos espacios. «Es difícil que podamos crear una entidad, tipo consorcio, pero sí un espacio de debate entre la administración y las empresas», defiende el concejal de Desenvolupament Econòmic, Francesc Roca. Explica que la clave está en «cambiar el modelo de relación» y que «los empresarios sean corresponsables de las decisiones que se tomen». 

Rendir cuentas
El Consistorio considera que esta colaboración público-privada representa una forma de rendición de cuentas. «Las empresas pagan sus impuestos y el Ayuntamiento es el responsable de prestar los servicios, por lo que ahora el contacto que tenemos se limita a que ellos nos hagan llegar sus demandas. Queremos cambiar esta forma de relación entre el administrado y la administración, que nos vean como amigos y que ellos también participen de las decisiones que se tomen en el ámbito que les compete», argumenta el edil del partido socialista.

Va a crearse una mesa de trabajo a partir de febrero

Esta nueva forma de trabajar también debe servir para acordar actuaciones dentro de la propia administración local. El área de Desenvolupament Econòmic tiene competencias sobre promoción. Sin embargo, muchas de las demandas que hacen las empresas hacen referencia al ámbito de la limpieza, la movilidad o el urbanismo. De esta forma, quiere consensuarse un equipo de trabajo que haga un seguimiento. 

Roca apunta que uno de los objetivos será «crear una dinámica de comunicación», y a partir de aquí plantear estos retos. «Implementar un sistema u otro dependerá de encontrar un mecanismo compartido, pero de entrada queremos crear una mesa de trabajo para empezar a tomar decisiones de forma consensuada», sigue detallando. A partir de aquí, quiere empezar a trabajar para hacer una diagnosis y poder hablar de actuaciones de mejora con un calendario a cuatro años vista. Y es que Francesc Roca considera que, en este ámbito de actuación, hay que ser ambiciosos. «Queremos que el plan de actuación vaya más allá de los cargos políticos», argumenta.

El Pacte Nacional per a la Indústria
El cambio en el modelo de relación será uno de los ejes estratégicos de este plan de acción lanzado desde Tarragona Impulsa y que quiere que los polígonos de la ciudad de Tarragona estén preparados de cara a los objetivos que establece el Pacte Nacional per a la Indústria. Impulsado desde el Govern de la Generalitat, es una hoja de ruta que aboga por un cambio en el modelo productivo de Catalunya basándose en la industria 4.0.

La diagnosis va a hacerla el Institut Cerdà, que definirá un marco de actuaciones

A partir de este documento, la administración local quiere que los polígonos industriales de Tarragona estén preparados para atraer nuevas inversiones que permitan dar salida al suelo industrial aún disponible. «Se trata de poner en valor el territorio, con la universidad y los centros tecnológicos», argumenta Roca.

Para impulsar la iniciativa, el Ayuntamiento cuenta con una subvención de 21.000 euros por parte del Servei d’Ocupació de Catalunya (SOC). El documento lo redactará el Institut Cerdà, una fundación con más de treinta años de historia, especializada en asesorar y acompañar a los agentes públicos y privados en la toma de decisiones estratégicas para el desarrollo del territorio a través de la innovación y la sostenibilidad.

Está previsto que a partir del próximo mes de febrero empiece la fase de entrevistas en profundidad con los agentes. Y, en este ámbito, el Ayuntamiento buscará la participación de organismos como la Cambra de Comerç de Tarragona, las patronales Pimec y AEQT, el Port y los sindicatos.

Las inversiones para este año están sujetas a la venta de patrimonio

La iniciativa es más ambiciosa y quiere buscar la colaboración de los diferentes municipios del entorno más allá del ámbito local propiamente dicho. «Tenemos una industria petroquímica a caballo entre diferentes municipios y algunas de nuestras empresas están tocando a Reus, Constantí o La Canonja, por lo que lo que debemos trabajar de forma consensuada con estos ayuntamientos y el Consell Comarcal del Tarragonès para crear sinergias», destaca el responsable de Tarragona Impulsa.

Más allá de este proyecto, en los presupuestos del Ayuntamiento de Tarragona para este ejercicio hay una partida de 25.000 euros para actuaciones de promoción de los polígonos y pequeñas mejoras y otros 200.000 euros, sujetos a la venta de patrimonio.

Temas

Comentarios

Lea También