Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El botín medio de un asalto sube a 2.382 euros

Riudecols, Flix, Calafell, Alcover y Solivella son los municipios donde se producen los robos más costosos

Raúl Cosano

Whatsapp
Tarragona ocupa el lugar número 10, pero está igualmente por encima de la media española. foto: Pixabay.

Tarragona ocupa el lugar número 10, pero está igualmente por encima de la media española. foto: Pixabay.

Si Tarragona aparece en los primeros puestos de España en cuanto a zona de riesgo, no despunta tanto si se atiende a la gravedad que comportan esos robos en coste económico. 

En la provincia el botín medio del asalto a casas asciende a 2.382 euros, lejos de lugares como León (3.536 euros) o Barcelona (3.153), que copan esta clasificación. Tarragona ocupa el lugar número 10, pero está igualmente por encima de la media española, situada en 2.151 euros. 

En el otro extremo, Cáceres figura como la provincia en la que el coste del siniestro suele ser más asequible (una media de 875 euros), ya que los ladrones sustraen objetos y pertenencias de menos valor. 

El mayor coste, en Riudecols

El análisis de la asociación empresarial Unespa también desciende a nivel municipal, lo que permite apreciar enormes desequilibrios entre poblaciones de una misma zona. Riudecols (Baix Camp) es la localidad tarraconense donde se producen robos más costosos, hasta llegar a los 11.999 euros, cinco veces más que la media provincial. Flix (Ribera d’Ebre) está en la segunda posición, por delante de Calafell, Alcover, Solivella, Caseres y Masdenverge. 

En Tarragona capital los robos suelen ser más graves y cuantiosos que en Reus

No sobresalen aquí los pueblos costeros ni siquiera las ciudades más grandes, debido a una razón. Los ladrones hacen realmente su agosto en aquellos núcleos de población más diseminados. Así, las poblaciones con más abundancia de urbanizaciones sufren los asaltos más cuantiosos, ya que adosados, chalets o viviendas unifamiliares forman parte de los objetivos que persiguen los delincuentes. Robar en estos sitios más aislados (además, suelen ser viviendas de alto standing) permite al ladrón disponer de más tiempo para desvalijar, a diferencia de hacerlo en un bloque de pisos, donde es probable que llamen más la atención. 

Tarragona capital ocupa la posición 22 del ranking, con un botín medio de 2.838 euros, por detrás de L’Aleixar, El Perelló o Vallmoll. La capital de la provincia está muy por encima de Reus, donde los robos son menos graves, hasta situarse en un coste económico de 1.570 euros. 

Ginestar, La Pobla de Mafumet, Benissanet, Castellvell del Camp o La Morera de Montsant son algunos de los pueblos donde la gravedad es menor. La media no llega a los 200 euros. 

Temas

Comentarios

Lea También