Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El día a día de Carme Forcadell en la cárcel de Mas d'Enric: natación, raqueta y visitas

El president del Parlament Roger Torrent la visitó ayer lunes por la mañana; la próxima semana está prevista la presencia en El Catllar del President de la Generalitat, Quim Torra

Jordi Cabré

Whatsapp
La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, en una foto de archivo. FOTO: EFE

La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, en una foto de archivo. FOTO: EFE

La expresidenta del Parlament de Catalunya y exdiputada de ERC, Carme Forcadell, lleva hoy -31 de julio- 11 días ingresada en el centro penitenciario de Mas d'Enric (El Catllar).

La presencia de la militante de ERC, natural de Xerta (Baix Ebre) en la cárcel más joven de Catalunya ha levantado expectación entre la población reclusa actual (más de 700 personas) y la plantilla de funcionarios y trabajadores del centro, que este próximo mes de noviembre cumplirá tres años.

La llegada de Forcadell a Mas d'Enric fue una petición personal para estar más cerca de su familia. La solicitud aceptada por Serveis Penitenciaris de la Generalitat implicó una serie de normas internas que los funcionarios y trabajadores recibieron por muchos canales, entre ellos correos electrónicos.

Llegada de la expresidenta flanqueada de simpatizantes. FOTO: ACN
Llegada de la expresidenta flanqueada de simpatizantes. FOTO: ACN

Estas directrices partían desde la prohibición de entrar con teléfono móvil en la zona de módulos hasta evitar todo tipo de filtraciones más allá de los muros del centro penitenciario. En otras palabras, mantener controlada la información relativa a la expresidenta dentro de los muros de El Catllar.

Y con estas medidas recordatorias a la plantilla, llegaba la política independentista a las instalaciones carcelarias de Tarragona poco antes del mediodía del pasado viernes 20 de julio. Llegaba en un coche no logotipado y flanqueado por otro de los Mossos d'Esquadra. Cientos de simpatizantes y manifestantes independentistas arroparon la llegada como muestra de solidaridad hacia Forcadell y al rechazo de las medidas impuestas por el juez Llarena a buena parte de los líderes independentistas.

Forcadell pasó reconocimiento médico, rellenó la hoja de ingreso y se la ubicó en una celda individual en el módulo de mujeres. La política de Xerta está en una celda situada en un ala alejada del resto de la treintena de reclusas que comparten el módulo femenino.

Muchas visitas

Desde su llegada, Forcadell ha tenido muchas visitas de familiares e institucionales. Sin ir más lejos, en la mañana de ayer lunes el presidente del Parlament de Catalunya, Roger Torrent, fue a visitarla a Mas d'Enric. Fuentes del Parlament han señalado que "Forcadell está muy animada", es muy consciente de que es "una presa política" y que "tiene fuerzas" para seguir luchando "esperando el juicio".

Torrent, en una de las visitas a políticos presos catalanes. FOTO: EFE

Torrent acudió a Mas d'Enric por la mañana "dentro de la ronda de visitas" que está manteniendo antes del inicio del nuevo curso político. Fuentes del Parlament añadieron que Torrent no había visitado a Carme Forcadell (su antecesora en el cargo) desde su llegada al centro penitenciario de Puig de les Basses (Figueres) procedente de Alcalá Meco, el pasado 6 de julio.

Antes de Roger Torrent han estado con Carme Forcadell el director general de Serveis Penitenciaris de la Generalitat, Armand Calderó y otras visitas institucionales y de familiares, apuntan fuentes consultadas por el Diari.

La ronda de visitas obliga, entre otras medidas extraordinarias, a despejar el "carrer major" de otros reclusos y dejar que la política pueda salir del módulo con seguridad hacia la entrevista. La de Armand Calderó se realizó en un despacho de la enfermería, aunque otras se han hecho en la zona de comunicaciones entre semana y sin otras reclusas en la misma zona.

Trato 

La llegada de Forcadell también ha motivado un dispositivo especial, si bien las diferentes fuentes consultadas por este rotativo hablan de una aparente normalidad y trato igualitario entre todas las reclusas. Algunas fuentes señalan que las "compañeras" de módulo intentan acercarse a Forcadell para que haga de altavoz en posibles reclamaciones, aunque ella es la primera interesada en pasar desapercibida en el centro penitenciario de Mas d'Enric.

No obstante, la relación entre presas en el módulo es fluida y el traslado de las conflictivas antes de su llegada ha mejorado tanto la convivencia entre las reclusas como entre los funcionarios que velan por el correcto funcionamiento de la jornada.

Actividad

La vida en la cárcel es muy dura y una de las opciones para intentar sobrellevar la estancia es realizando actividades. Según las fuentes a las que ha tenido acceso el Diari, Forcadell ha estado en la piscina, ha realizado actividad física y practica deportes de raqueta en estos primeros días.

Temas

Comentarios

Lea También