Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El fiscal pide 12 años de cárcel para cinco acusados de traficar con droga

En los registros domiciliarios se intervino gran cantidad de hachís, cocaína y sustancias para adulterar
Whatsapp
Material incautado en su día en la operación, con la droga, armas y sustancias para adulterar. Foto: DT

Material incautado en su día en la operación, con la droga, armas y sustancias para adulterar. Foto: DT

Una macrooperación antidroga realizada en verano de 2009 en diferentes localidades de las comarcas de Tarragona y Barcelona acabó con la detención de ocho personas marroquíes. Todas ellas ingresaron en prisión preventiva por orden judicial. Ahora, cinco de ellas se enfrentan a doce años de prisión y otras tres a a seis años por un delito contra la salud pública. Además, cuatro de ellas están acusadas también de tenencia ilícita de armas, para las que se pide entre dos y tres años de cárcel más, según el escrito de acusación del fiscal. El juicio está previsto que se haga en la Audiencia Provincial.

En su día se informó que este clan familiar utilizaba a un hijo de nueve años para llevar cocaína a los clientes. Asimismo, la supuesta cabecilla del grupo recibía varios tipos de ayudas sociales, destinadas a los más necesitados. A pesar de que los sospechosos no tenían trabajo alguno, su nivel de vida era alto. Los agentes se incautaron de 150.000 euros, dinero que era enviado a su país en los viajes que realizaban los miembros del clan.

El fiscal asegura que gracias a las escuchas telefónicas y a diversos seguimientos y dispositivos de vigilancia, se pudo determinar que al menos desde agosto de 2008 se había constituido en Reus una organización dedicada a la compra, tratamiento, preparación y venta de cocaína y hachís. Su área de distribución era fundamentalmente la capital del Baix Camp, pero también otras poblaciones cercanas e incluso de fuera de la provincia –Monzón–.

La organización estaba dirigida por Chafik el J. –en situación irregular– y por Fatiha K. el Y. En la banda estaban también tres hermanos de ella, en situación irregular: Mimoun, Khadija y Hanane.

Los compradores se ponían en contacto con alguno de los dos cabecillas, que comprobaban si tenían stock suficiente. Seguidamente suministraban la droga al comprador para que éste la vendiera a sus propios clientes.

En uno de los registros de Reus se encontró hachís y cocaína, así como notables cantidades de sustancias y útiles destinados a la preparación y adulteración de la droga, junto con varios teléfonos móviles y cuadernos en los que figuraban listas con nombres y datos.

El mismo día varios vecinos habían descubierto en el patio y tejado de uralita diferentes objetos: un carnet del Reus Deportiu a nombre de uno de los detenidos, cocaína, dos pistolas, dos cargadores, cartuchos, una balanza de precisión, etc.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También