Tarragona Urbanismo

El nuevo local de los Xiquets de Tarragona, en el aire

Para poder construir el equipamiento es necesario tramitar un plan especial

CARLA POMEROL

Whatsapp
El solar que el Ayuntamiento ha ofrecido a la entidad está ubicado en el número 10 de la calle Sant Llorenç, en el corazón de la Part Alta.  FOTO: PERE FERRÉ

El solar que el Ayuntamiento ha ofrecido a la entidad está ubicado en el número 10 de la calle Sant Llorenç, en el corazón de la Part Alta. FOTO: PERE FERRÉ

Nuevo reverso para los Xiquets de Tarragona en la búsqueda del local de ensayo. Después de que el Ayuntamiento cediera un solar a la entidad en la calle Sant Llorenç, ahora se encuentran con un nuevo trámite que retrasará el traslado de los de la camisa rallada. Tal como avanzaba ayer Tac12, el consistorio informaba el pasado lunes a la colla que, una vez aprobadas las normas urbanísticas que deben permitir la construcción del nuevo local, será necesario tramitar un Pla Específic al encontrarse un muro de época romana dentro del solar.

Se trata de un paso imprescindible para la tramitación, ya que el vestigio debe preservarse en el lugar. Este plan especial puede tener un plazo de ejecución de entre seis meses y un año, y el coste puede ascender a 15.000 euros aproximadamente, según fuentes consultadas por el Diari. Con este calendario encima de la mesa, los de la camisa rallada descartan poder mudarse en 2023, tal como tenían previsto en un principio.

Responsables del Departament de Territori del Ayuntamiento se reunieron el pasado lunes con el presidente de los Xiquets de Tarragona para comunicar la noticia. En un primer momento, los técnicos propusieron que fuera la entidad quien asumiera el coste del plan especial. Finalmente, se llegó al acuerdo que será el Ayuntamiento quien va a responsabilizarse del trámite. «La noticia nos ha cogido por sorpresa y lo que más miedo nos da es que la cosa no acabe bien», explicaba ayer al Diari, Rafa Segarra, presidente de los Xiquets de Tarragona, quien añadía que «nuestra intención de empezar a ensayar en Sant Llorenç la temporada 2023 se está diluyendo por momentos». La colla pide celeridad en la tramitación al consistorio. Por su parte, el Ayuntamiento ha declinado hacer declaraciones sobre el tema.

En la reunión del pasado lunes, el gobierno municipal volvió a mostrar su compromiso para financiar una tercera parte de las obras del equipamiento, que se prevé que cuesten entre 800.000 y un millón de euros. Por el momento, el Ayuntamiento tiene reservada una partida presupuestaria de 200.000 euros, que debe servir para poner en marcha el proyecto. «El consistorio se ha comprometido a acompañarnos en la búsqueda de financiación», explicaba Segarra.

La pesadilla empezó en 2018

El calvario para los matalassers empezó en 2018, cuando la colla se vio obligada a dejar su histórica sede en la calle Santa Anna por problemas estructurales en el edificio. Desde entonces, la entidad ha pasado por distintos emplazamientos, desde el Hostal del Sol hasta el Pati del Pou, en el interior del ayuntamiento, donde estarían ensayando ahora si no hubiera Covid.

A finales de marzo, el consistorio ofrecía un solar en el número 10 de la calle Sant Llorenç. La finca, de titularidad municipal, dispone de una superficie de 330 metros cuadrados. La cesión es a 50 años –lo máximo posible en estos casos–. Ahora, la colla se encuentra con otro obstáculo en el periplo de hallar local.

Temas

Comentarios

Lea También