Más de Tarragona

El periodista Jordi Martínez explica en un libro las entrañas del 155

Publica el libro ‘155: tot allò que no t’han explicat’, en el que narra cómo vivieron los trabajadores del Govern la intervención estatal tras la declaración de independencia del 27 de octubre de 2017

Octavi Saumell

Whatsapp
El periodista Joan Martínez Vergel, en una imagen reciente con el libro sobre el 155.  FOTO: ACN

El periodista Joan Martínez Vergel, en una imagen reciente con el libro sobre el 155. FOTO: ACN

«Coja usted papel y lápiz, que le voy a dictar qué es lo que va a hacer a partir de hoy». Ésta es la primera frase que recibió una directora general de la Generalitat de los responsables del Estado el primer día de aplicación del artículo 155 de la Constitución por parte del Gobierno Central, a raíz de la declaración de independencia del 27 de octubre de 2017 que derivó en el cese del President Carles Puigdemont, de todo el Consell Executiu y la convocatoria de elecciones autonómicas.

Esta contundencia fue lo que motivó al periodista Joan Martínez Vergel a escribir el libro El 155: tot allò que no te n’han explicat, que narra cómo vivieron los altos cargos y trabajadores de la Generalitat de Catalunya los siete meses que la administración autonómica fue gestionada desde los ministerios, al no haber dirección política.

«Miedos y amenazas»

En el libro, Vergel habla con 26 altos cargos de la Generalitat, muchos de los cuales han preferido mantener el anonimato o evitar dar más detalles de los estrictamente necesarios. «Hay aún mucho miedo y se hicieron muchas amenazas, sobre todo a los secretarios generales», relata Martínez, quien añade que «se les dijo que perderían ellos y todo su equipo el trabajo si no hacían todo lo que se les ordenaba».

Entre los altos cargos tarraconenses que estuvieron al pie del cañón durante los más de doscientos días de intervención están Joan Aregio –en Empresa–, Enric Vendrell –en Afers Religiosos–, Carles Sala –Vivenda–, Quim Nin –Presidència– , Martí Barberà –Ensenyament–o Josep Maria Tost –Agència de Residus–. 

«Cuatro fueron las obsesiones del Gobierno Central: Exteriors, Mossos, medios de comunicación y Ensenyament», afirma Martínez, quien narra que «al final, por el rechazo de los socialistas, TV3 y Catalunya Ràdio se quedaron al margen de ser intervenidos tal y cómo querían Ciutadans y Partido Popular».

Especialmente significativa fue la situación que se vivió en Ensenyament. «Los docentes llegaron a tener miedo. Llegó a haber hasta 15 requerimientos de adoctrinamiento que afectaron a más de 500 profesores. Esto provocó que, por ejemplo, en clase de música se dejara de explicar Los Segadors, por miedo a que hubieran padres que les acusaran de adoctrinar. Se autocensuraron», indica el autor. 

3.000 horas en Salut

Otro de los departamentos más afectados fue el de Salut, en el que los responsables tenían que rellenar formularios para pedir material como las jeringuillas o las vendas.

«Al final del texto había una coletilla en la que debían justificar que las compras no se destinarían a actos ilegales como el proceso independentista», afirma Martínez.

Sobre todo ello, en el libro se especifica que se realizaron un total de 35.000 peticiones, en las que se destinaron unas 3.000 horas de trabajo. Asimismo, los altos cargos consultados por Martínez denuncian la «paralización» que sufrió el Govern entre octubre de 2017 y mayo de 2018. «Al entrar, lo primero que hizo el conseller de Afers Socials, Chakir el Homrani, fue desbloquear 890 millones de euros», explica el periodista en el libro.  

«Fue una intervención en toda regla. Estamos hablando del mayor ataque que ha recibido Catalunya desde la Guerra Civil. Si dura seis meses más, Catalunya se queda como un solar», indica finalmente Martínez, quien fue uno de los primeros damnificados por la aplicación del 155 tras ser cesado el 28 de octubre de 2017 como jefe de gabinete del exSecretari General de Presidència, Quim Nin. 

Temas

Comentarios

Lea También