Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

El radar de tramo de Tarragona ya tiene parte de su estructura en la A-7

El Servei Català de Trànsit confirma los trabajos, pero todavía no tiene fecha de puesta en marcha del control de velocidad

Jordi Cabré

Whatsapp
La instalación termina hoy con la colocación de la segunda estructura, prevista a la altura del Nàstic. Foto: pere ferré

La instalación termina hoy con la colocación de la segunda estructura, prevista a la altura del Nàstic. Foto: pere ferré

Tarragona estrenará antes de final de año un radar de tramo. Se trata de una versión mejorada de los radares fijos en las carreteras y que controlan la velocidad de los vehículos durante un tramo kilométrico. Los radares de tramo disponen de dos cámaras que registran la matrícula del vehículo y la hora a la entrada y la salida entre dos puntos de una misma carretera concreta. Haciendo una división del espacio y el tiempo del vehículo, consiguen saber si se ha producido una infracción por velocidad. En otras palabras si la media de velocidad excede la que marca la carretera, habrá sanción.

El radar de tramo obligará cuando entre en funcionamiento a los conductores a mantener una velocidad inferior durante el trayecto, que es de unos cuatro kilómetros, entre Les Gavarres y el Camp del Nàstic. Cuando esté operativo, el radar controlará la velocidad del tráfico en ambos sentidos de circulación y los que excedan los 100 km/h de media, recibirán la notificación de Trànsit conforme han infringido las normas de seguridad vial: sanción económica y retirada de puntos en el carné.

 

Preparativos

En la madrugada del jueves, se han empezado a instalar en ambos extremos del tramo urbano de la A-7 la estructura metálica que sujetará las cámaras y el radar de tráfico en Tarragona. Fuentes del Servei Català de Trànsit confirmaron ayer el montaje de ambas estructuras, pero todavía no está decidida en qué fecha se pondrá en marcha el primer y único radar de tramo del Camp de Tarragona, añadieron las mismas fuentes.

Cabe recordar que junto al radar de tramo de la ciudad, se prevén otros ocho radares de tramo en la C-16, N-II, C-166 situadas en las provincias de Barcelona y Girona. Con la instalación de estos diez radares –anunciados por el conseller de Interior a principios de año y previstos para este mismo ejercicio– Catalunya tendrá 21, sumando los 11 que ya existen desde 2009.

El primero de estos radares se instaló en el túnel de Viella y seguidamente se han colocado otros diez en carreteras principalmente de Girona y Barcelona. El radar de tramo de la A-7, en la ciudad de Tarragona será el primero del Camp.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También