Más de Tarragona

Empiezan los trabajos para poner fin a las goteras de la calle Notari Albinyana de TGN

Los vecinos sufren, desde hace un mes, filtraciones de agua a través de los restos romanos que hay en el interior de sus casas

CARLA POMEROL

Whatsapp
Los operarios de Ematsa trabajan en una bajante fluvial de la Plaça de Sant Joan. FOTO: PERE FERRÉ

Los operarios de Ematsa trabajan en una bajante fluvial de la Plaça de Sant Joan. FOTO: PERE FERRÉ

Ematsa inició ayer los trabajos que deben poner fin al calvario de los vecinos de la calle Notari Albinyana, en la Part Alta. Llevan un mes sufriendo filtraciones de agua a través de los restos romanos del interior de sus casas. Las humedades son cada vez mayores y se hace casi imposible vivir en estas condiciones. Después de que los técnicos evaluaran lo ocurrido, determinaron la posible causa de las goteras: la rotura en una bajante fluvial. Ayer, por la mañana, operarios de Ematsa se desplazaron hasta la Plaça de Sant Joan, justo encima de las viviendas afectadas, para empezar las obras de mejora. «Estamos convencidos de que la causa de las filtraciones no se encuentra en esta bajante. Hace muchas semanas que no llueve y cada vez nos sale más agua. El problema es otro y necesitamos encontrarlo ya», explicaba ayer uno de los vecinos afectados, Javier Núñez.

Esta historia se remonta a finales del pasado mes de mayo, cuando dos vecinos de la calle Notari Albinyana se percataron de que caía agua a través de unos restos romanos ubicados en el interior de sus casas. Rápidamente se pusieron en contacto con el Ayuntamiento y con Ematsa alertando de la situación, teniendo en cuenta que estás filtraciones podía deteriorar esta parte del patrimonio histórico. Además, convivir con el ruido y el olor de ls goteras se está haciendo imposible para estos vecinos. En los próximos días, se acabará de determinar la causa de la fuga de agua.

Temas

Comentarios

Lea También