Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Ensenyament ultima un plan para revitalizar la Laboral

El proyecto se presentará ‘in situ’ a los responsables del Departament a final de mes. La reforma del complejo, que data de los años 50, costará de 5 a 6 millones 

Norián Muñoz

Whatsapp
FOTO: Pere Ferré

FOTO: Pere Ferré

El Complex Educatiu, conocido coloquialmente en Tarragona como ‘la Laboral’, cuenta, por fin, con un plan para acometer la tan reivindicada puesta a punto de unas edificaciones que datan de los años cincuenta.

Así lo adelantó Jean Marc Segarra, director Territorial d’Ensenyament, quien explicó que antes de que acabe el mes los responsables del Departament que representa vendrán a conocer ‘in situ’ el proyecto directivo para revitalizar el complejo. De hecho, el plan ya ha sido presentado en Barcelona y se han respondido las consultas pertinentes. 

«Esto en cuatro años tiene que cambiar.O lo adecuamos o lo vendemos, no nos podemos quedar a medias», señala Segarra, quien asegura que ha encontrado compromiso «total» en Barcelona para tirar adelante el proyecto que, calcula, podría tener un coste de entre 5 y 6 millones de euros.

Reformas prioritarias

La primera parte del proyecto implica las obras necesarias para garantizar la funcionalidad de unas edificaciones que se han quedado obsoletas. El invierno pasado, sin ir más lejos, estudiantes del complejo pararon la actividad en varias oportunidades porque el frío que hacía en los talleres les impedía seguir las clases. 

En el complejo educativo actualmente funcionan dos centros de Formación Profesional, el Institut Pere Martell y el Institut Cal·lipolis y la escuela de educación especial Solc.

Pero la intención del plan no se limita a la tan reclamada adecuación de las infraestructuras, sino a conseguir que el complejo pueda generar recursos propios.

Segarra pone varios ejemplos. Dentro del proyecto se contempla la remodelación del auditorio para convertirlo en centro de convenciones. La intención es mantener la zona de butacas en la parte inferior y, en la parte superior, colocar puntos de información.

En lo que se refiere a la residencia, la idea es adecuarla a la normativa europea para que una parte se convierta en un albergue juvenil, un equipamiento que no existe en la ciudad. 

Se plantea, además, acondicionar y dar un impulso a las instalaciones deportivas que hay en el complejo, «que son un diamante en bruto». La idea es un acuerdo con el Centro de Alto Rendimiento (CAR) de Sant Cugat del Vallés para hacer un pool de centros de alto rendimiento. Sería una alternativa para los jóvenes deportistas que ahora deben desplazarse muy jóvenes de sus hogares.

En el complejo, además de áreas verdes, hay una piscina, campos de fútbol, de rugby, pistas de básquet y dos pistas polideportivas cubiertas.
En general la intención es crear diferentes usos para un espacio privilegiado. El delegado pone otros ejemplos: conciertos, ferias de Food trucks...

Señala que cuentan con la buena disposición del Ayuntamiento de Tarragona para aumentar la frecuencia del transporte público cuando sea necesario.

A la expectativa

Angel Miguel, director del Institut Pere Martell, señala que están a la expectativa de la visita de los próximos días. «Detectamos que esta vez sí hay interés, es un punto de inflexión sobre lo que representa este complejo y las oportunidades que ofrece».

Miguel también está convencido de que el complejo podría generar ingresos propios, pero esto pasa necesariamente por el acondicionamiento integral de las instalaciones. Da una idea de lo que comenta con el ejemplo de la calefacción que, por más que se arregle, no termina de funcionar correctamente porque hay numerosos defectos en las fachadas y ventanas debido a la antiguedad del edificio.

Temas

Comentarios

Lea También