Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Esbart Dansaire de Tarragona: La cultura al escenario

La entidad celebra el 35 aniversario de su refundación con una muestra de su repertorio en el teatro Metropol y diferentes actos a lo largo del año

Amalia Alonso

Whatsapp
Socios del grupo en un festival de danzas populares. FOTO: CEDIDA

Socios del grupo en un festival de danzas populares. FOTO: CEDIDA

Este fin de semana, el Esbart Dansaire de Tarragona celebra el 35 aniversario de su refundación con un festival en el teatro Metropol en el que participarán todas las secciones de danza de la entidad. A partir de las 19 horas, pequeños y mayores harán una demostración de su repertorio para todos los interesados, ya que la entrada es gratuita. La asociación aprovechará el acto también para escoger a su pubilla y hacer un reconocimiento a aquellos socios que llevan más de 25 años en ella. La celebración de este acontecimiento se alargará durante todo el año con diversas actuaciones y encuentros con otros grupos, tanto en Tarragona como en otras localidades, así como alguna que otra sorpresa.

En su primera época, el Esbart Dansaire estaba ligado a la antigua organización recreativa Educación y Descanso y representaba una de las pocas maneras de mantener vivas las tradiciones catalanas dentro del régimen franquista. «En aquel momento cumplió su objetivo, pero con la llegada de la democracia perdió su sentido y desapareció», recuerda Josep Lluís Peñalver, actual presidente de la entidad. Así pues, su segunda época empezó el año 1982 de la mano de algunos antiguos miembros que creían que podían dar salida a toda una serie de jóvenes que provenían del mundo de la Sardana y que querían divertirse y probar otro tipo de danzas.

Los objetivos del Esbart Dansaire son tres: recuperar, mantener y difundir los bailes tradicionales de los distintos pueblos de Catalunya. Algunos ejemplos son aquellos que forman parte del seguici popular de la ciudad como El Ball de Gitanes de Tarragona (recuperado el 1985), El Ball de Pastorets de Tarragona (el 1988), El Ball dels Set Pecats Capitals (el 2003) y el Ball de Cossis de Tarragona (el 2004). La asociación ha recorrido todas las autonomías del país e incluso ha superado sus fronteras en varias ocasiones, con visitas a Francia, Austria y Turquía, entre otros destinos. «Como en otros ámbitos de nuestra sociedad, solemos tener interiorizados unos tópicos que impiden un buen conocimiento de las diferentes culturas», opina Peñalver. Según el presidente, en el extranjero «sorprende la variedad y la alegría de nuestras danzas».

En la actualidad, hay unas doscientas personas implicadas de una manera u otra en la entidad, mientras que el número total de socios son unos trescientos. La organización tiene una parte gestora, que lleva a cabo todo el trabajo burocrático y de preparación de los distintos actos, y una parte artística, que se encarga de supervisar lo que el público verá en el escenario. «No lo parece, pero detrás de una actuación hay un gran grupo de personas que la hacen posible», comenta Peñalver. «Desde los que hacen y preparan el vestuario, los que llevan la parte técnica de luces y sonido, la logística de los desplazamientos, etc…», añade.

El Esbart Dansaire es una asociación amateur y altruista, por tanto, se ensaya tan solo un día a la semana. Dentro de la entidad, conviven distintos grupos. En primer lugar, las secciones de principiantes, infantiles y juveniles; en segundo lugar, el cuerpo de danza; y en tercero, el grupo de padres. Por último, las danzas típicas de Santa Tecla. En total, 80 bailarines, entre los 6 y 60 años. Desde el colectivo, también se trabajan aspectos importantes para el desarrollo completo de los niños, como la memoria, el ritmo y la atención, en forma de juegos bailados. «Al tiempo que se divierten, aprovechan su tiempo libre», asegura Peñalver.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También