Más de Tarragona

Fallece Josep Gonzàlez, fundador de la Pastisseria Conde

Durante 12 años fue el presidente del Gremi d’Artesans Pastissers de Tarragona

Carla Pomerol

Whatsapp
Sus allegados aseguran que era una persona perfeccionista y destacan de él su capacidad de trabajo y sacrificio. FOTO: cedida

Sus allegados aseguran que era una persona perfeccionista y destacan de él su capacidad de trabajo y sacrificio. FOTO: cedida

Tarragona y el sector de la pastelería está de luto por la muerte del que fue presidente durante 12 años del Gremi de Pastissers de Tarragona. Josep Gonzàlez i Vidal fallecía el sábado a los 89 años de edad. Fue el fundador de la Pastisseria Conde, una de las más antiguas de la ciudad. González se formó como aprendiz en la pastelería Palau de la calle Unión, para posteriormente abrir su propio negocio. Capitaneó la Pastisseria Conde, ubicada en la calle del Comte de Rius, durante 55 años, pasando el relevo a uno de sus dos hijos, Josep Gonzàlez i Catalán.  

En el año 1976, él, junto con otros compañeros de profesión, fundó el Gremi d’Artesans Pastissers de Tarragona y, a lo largo de su vida, albergó distintos cargos en la entidad, ejerciendo de presidente durante 12 años. Gonzàlez traspasó las fronteras del municipio, llegando a formar  parte de la Federació Catalana de Pastisseria y de la Confederación Española de Artesanos Pasteleros.

Fue una persona muy implicada en el tejido comercial de la ciudad, poniéndose al frente del Centre Comercial El Centre, asociación que englobaba los comerciantes de las calles del Comte de Rius, Sant Agustí, August y Plaça Verdaguer. También formó parte de la Unió de Botiguers de Tarragona y de la Federació de Botiguers.
Además, Gonzàlez fue uno de los ideólogos de la Escola de Pastisseria de Tarragona, llamada EscoTàrraco, que fue inaugurada el pasado 17 de junio. Gonzàlez fue el encargado de cortar la cinta, un pequeño homenaje que sus compañeros de profesión quisieron rendirle. Este era uno de sus sueños, poder dar clases para nuevos maestros pasteleros. 

Según sus allegados, Gonzàlez era una persona muy perfeccionista y el primero en dar ejemplo. Destacan de él su capacidad de trabajo, sacrificio y esfuerzo para tirar adelante todo lo que se proponía. Siempre pensaba en el colectivo, en la comunidad, dicen. 

Ayer las redes sociales se hacían eco de la noticia y algunas personalidades tarraconenses daban el pésame a sus familiares y amigos, y a los compañeros de profesión. El alcalde de Tarragona, Pau Ricomà, se despedía de él con estas palabras: «Un hombre que ha querido el oficio y que ha trabajado incansablemente en su mejora». El funeral tendrá lugar hoy, a las cuatro de la tarde, en la iglesia de Sant Francesc.

Temas

Comentarios

Lea También