Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Frenadas ‘sine die’ las obras de la nueva Escola L’Arrabassada de Tarragona

Ensenyament asegura que «se ha bajado la intensidad» por unos problemas técnicos con la constructora

Carla Pomerol

Whatsapp
Los vecinos aseguran que hace semanas que no ven a ningún operario trabajar por la zona. FOTO: pere ferré

Los vecinos aseguran que hace semanas que no ven a ningún operario trabajar por la zona. FOTO: pere ferré

«Hace semanas y semanas que no vemos a ningún operario trabajar», «un día vimos a un hombre montado en la grúa, pero nada más» y «empezaron muy bien, pero ahora todo está parado y solo hay el esqueleto de hormigón». Estas son algunas de las frases pronunciadas por vecinos de las calles Mercè Rodoreda y de Narcís Oller. Las obras de la nueva Escola L’Arrabassada, que empezaron hace poco más de un año, están frenadas. Según el director de los Serveis Territorials d’Ensenyament de Tarragona, Jean-Marc Segarra, «las obras han bajado la intensidad por problemas técnicos que se están intentando resolver. Pero no se han paralizado». 

Según ha podido saber el Diari, los problemas han surgido entre la empresa encargada de la construcción, llamada Arnó, e Infraestructures.es –órgano de la Generalitat que se encarga de adjudicar las obras–. Los responsables políticos han pedido un informe para conocer al detalle los contratiempos con los que se ha encontrado la empresa. «Mientras no tengan resueltas las cuestiones técnicas, trabajarán menos operarios en el recinto. Pero eso no significa que queden paradas», añade Segarra. Pero lo cierto es que, desde hace al menos unas tres semanas, por allí no se ve a ningún operario trabajar. 

Tanto la comunidad educativa como los vecinos de la Vall de l’Arrabassada se muestran preocupados por si se respetan o no los plazos previstos para la puesta en marcha del nuevo centro educativo. «No tengo nada encima de la mesa que me haga pensar que los timings no se vayan a cumplir. La previsión era que en marzo de 2020 se entreguen las llaves del colegio. A día de hoy, no puedo decir ni sí, ni no», asegura el director de los Serveis Territorials d’Ensenyament de Tarragona. 

Por su parte, la empresa constructora cuenta con una oficina a escasos metros de donde se están llevando a cabo las obras y, en su interior, sí que se ven algunos trabajadores. Por el momento, Arnó no ha querido explicar los detalles de los problemas técnicos con los que se ha encontrado. 

Actualmente, los barracones prefabricados que conforman la Escola L’Arrabassada están ubicados en la calle Carles Babot i Boixeda. El director en funciones, Agustí Serra, explicaba ayer que Segarra ya les había informado sobre la situación actual de las obras. «Esperemos que se cumplan los plazos previstos. No es lo mismo entrar en un colegio en septiembre que en diciembre. Seguramente, necesitaremos los meses de verano para hacer la mudanza», asegura Serra. 

La presidenta del AMPA, Arianna Ciurana, quien siempre se ha mostrado muy reivindicativa con los barracones, comenta que «de momento no contamos con mucha información. Hay familias que están inquietas y empiezan ya a preguntar». Ciurana asegura que «fui hace poco a ver las obras y ya nos dijeron que estaban un poco atrasadas. Estamos a la expectativa y pendientes del tiempo que durará este parón». 

Por su parte, el presidente de la Associació de Veïns de la Vall de l’Arrabassada, Josep Maria Bertran, asegura que «hace unos dos meses que no hay movimiento. Estamos muy preocupados». Para la entidad vecinal es muy importante saber si se mantendrán los timings o, por el contrario, la entrada en funcionamiento del centro se retrasará. «Tenemos la sensación de que están mareando la perdiz, como si trabajaran sin presupuestos. ¿Entiendes?», supone Bertran, quien añade que «no comprendo por qué tardan tanto si, en otros casos, en un período de seis meses, la escuela estaba hecha. Un ejemplo es la Escola Tarragona».

12 años en barracones
Las obras de la Escola Arrabassada empezaron en mayo del año pasado. El nuevo centro se ubicará en un solar de la calle Mercè Rodoreda y el edificio de 3.690 metros cuadrados debería estar listo de aquí a nueve meses. Está previsto que las obras terminen antes del verano de 2020 para inaugurar el curso en septiembre del mismo año. El colegio nacerá con dos líneas por curso, desde P3 hasta sexto de primaria. La nueva construcción sustituirá los barracones donde actualmente cursan unos 500 niños y que ya llevan 12 años  a pleno rendimiento. El AMPA de la escuela siempre ha denunciado el tiempo que llevan esperando el momento del traslado.
 

Problema tras problema
La polémica siempre ha acompañado este solar ubicado en el corazón de la Vall de l’Arrabassada. El primer escollo administrativo llegó con la necesidad de encontrar un terreno adecuado para la Congregació de les Dominiques, entidad religiosa que en el pasado obtuvo la promesa municipal de construir en ese solar su nueva escuela. Tras duras negociaciones, Ayuntamiento y congregación llegaron a un principio de acuerdo, que se basaba en buscar otro terreno para las Dominiques.

Otro de los problemas que surgieron tenía que ver con la orografía del solar y las dificultades de poder plasmar el proyecto en condiciones. Por suerte, todo se solucionó. Ahora, cuando parecía que todo iba viento en popa, resulta que la constructora se encuentra con problemas técnicos. ¿Qué más puede pasar?

Temas

Comentarios

Lea También