Más de Tarragona

Intentan atropellarle por criticar que robaran ropa de contenedores

Los Mossos detuvieron poco después a los dos ocupantes de la furgoneta, que llevaba 250 kilos de género

Àngel Juanpere

Whatsapp
En La Canonja y Bonavista hay contenedores de ropa en varias calles.  Foto: Pere Ferré

En La Canonja y Bonavista hay contenedores de ropa en varias calles. Foto: Pere Ferré

Gran susto el que tuvo el pasado martes un trabajador de la Fundació Formació i Treball, que se encarga de los contenedores de Roba Amiga, después de que unos ladrones intentaran atropellarlo en Bonavista cuando les recriminó que se llevasen el contenido de un contenedor. Poco después, los Mossos detuvieron a los dos ocupantes de la furgoneta –que llevaba material sustraído–. Fuentes de la mencionada fundación aseguraron al Diari que el protocolo indica que los trabajadores nunca tienen que enfrentarse a los ladrones de los contenedores.

Sobre las siete y media de la tarde del pasado martes, el trabajador se encontraba en la rotonda por la que desde la calle Nou se puede acceder a La Canonja. Vio que dos individuos estaban forzando un contenedor de ropa, les recriminó su acción y trató de impedirlo. Al parecer, los dos ladrones subieron a una furgoneta y emprendieron la huida. Según aseguró el trabajador en un primer momento, el vehículo intentó atropellarlo y él tuvo que saltar para evitar ser alcanzado. Los vigilantes municipales de La Canonja alertaron de lo sucedido a los Mossos d’Esquadra. Con la descripción del vehículo y de los autores, varias patrullas comenzaron a buscar la furgoneta. Unos agentes de paisano la detectaron en el barrio de La Floresta, donde fue interceptada. Estaba ocupada por dos ciudadanos rumanos vecinos de Sant Pere i Sant Pau: Andrei K., de 55 años –el conductor– y Claudiu H., de 20. Ambos están acusados de un delito de robo con fuerza y el primero también de conducción temeraria.

Cuando los agentes inspeccionaron el vehículo hallaron 17 bolsas de ropa, aproximadamente 250 kilos, supuestamente procedentes del contenedor saqueado.

La primera vez

Fuentes de la Fundació Formació i Treball apuntaron ayer al Diari que era la primera vez que había una especie de enfrentamiento entre ladrones y personal de la entidad. De todas maneras, señalaron que el trabajador ayer, «más en frío, comentó que él fue a increpar a los delincuentes y que estos, con el vehículo, intentaron asustarlo». Las mismas fuentes añadieron que el protocolo para estos casos es llamar al cuerpo policial correspondiente y no intervenir, a la vez que normalmente van dos trabajadores en el vehículo.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También