Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Introducen cambios en la A-27 en el Coll de Lilla

Fuentes del Ministerio de Fomento explicaron que se trata de «un ligero desplazamiento del trazado»

Núria Riu

Whatsapp
cambios en la A-27 en el Coll de Lilla

cambios en la A-27 en el Coll de Lilla

Los responsables del proyecto de construcción de la A-27, entre los municipios de Masmolets y Montblanc, han introducido cambios en el trazado de la futura autovía (A-27).

Se daba a conocer a través de un anuncio publicado en el Boletín Oficial del Esto (BOE) de ayer martes, el cual daba a conocer la nueva relación de los propietarios de los terrenos que se verán afectados por esta decisión que se ha tomado sobre la marcha.

Fuentes del Ministerio de Fomento explicaron que se trata de «un ligero desplazamiento del trazado» que llega por los cambios que afectan al futuro túnel. Esto ha obligado a mover tanto la entrada como la salida, por lo que ahora se abre de nuevo este procedimiento.

Desde el organismo Estatal apuntan que esta modificación, que se acordó en 2017, hace referencia al proyecto de construcción de este tramo de la A-27, que se daba a conocer en 2007.

Aseguran que esta segunda versión tan solo hace referencia a «una modificación en el trazado» ya que aún no se ha acabado de definir cómo será el túnel finalmente y si los convoyes de mercancías peligrosas podrán circular por su interior.

«No se verán afectadas»

El departamento que dirige Íñigo de la Serna asegura que las estructuras que habían empezado a construirse «no se verán afectadas» por esta decisión.

Es el caso del viaducto de Fontscaldes que quedó en suspense cruzando la N-240 durante todos los años en los que las obras de construcción de la A-27 permanecieron paralizadas.

«Los únicos elementos que quedarán inservibles son unos pilones que tendrán que construirse de nuevo», aseguró Fomento.

El responsable de infraestructuras no concreta si la empresa constructora ya tiene una fecha para empezar a perforar el túnel del Coll de Lilla, un momento en el que podrá conocerse definitivamente si las pizarras y las arcillas expansivas que hay en el terreno volverán a generar un problema como ya pasó con el viaducto del AVE.

Temas

Comentarios

Lea También