Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Joan Guix: 'Las intoxicaciones detectadas no son culpa de los alimentos'

Entrevista al director del Servei Regional de l´Agència de Salut Pública de Catalunya al Camp de Tarragona
Whatsapp
El doctor Guix, en su despacho del Departament de Salut. Dentro de cuatro meses se jubila. Foto: Lluís Milián

El doctor Guix, en su despacho del Departament de Salut. Dentro de cuatro meses se jubila. Foto: Lluís Milián

- Llevamos pocas semanas de verano y ya han aparecido en los medios de comunicación brotes de intoxicación en Poble Nou del Delta, Vinyols, Calafell... ¿Es alarmante?

- No sería la palabra exacta. Esta época es habitual que tengamos una mayor concentración de casos porque hay mayor movimiento de gente: casas de colonias, hoteles, campings...

 

- ¿Todos los publicados son todos los que tiene el Departament de Salut?.

- Del 1 al 28 de junio, a nivel de Catalunya se han declarado un total de 27 brotes. Y en la zona del Camp de Tarragona, 7.

 

- Y sumándolos todos, ¿de cuántos afectados totales hablamos?

- Alrededor de 215.

 

- ¿Todos ya están bien?

- Así es. Fueron casos de gastroenteritis leves.

 

- ¿Podemos comparar los casos de este junio con 2014?

- Todavía no tenemos las cifras, pero la percepción subjetiva es que esta aumentando. No sólo en Tarragona, sino en toda Catalunya.

 

- ¿Todos los casos tienen el mismo origen?

-Sí, una infección vírica.

 

-¿Siempre ha sido así?

- Tenemos un cambio de protagonista. En años anteriores había dos nombres propios: Campylobacter y Salmonella (dos clases de bacterias) y ahora hay el Norovirus (virus).

 

- ¿Y estamos más desprotegidos ante los Norovirus que contra las bacterias?

- Es más difícil de combatir. Tenemos antibióticos para eliminar las bacterias, pero con los virus no hay medicamento. Es cuestión de eliminarlos del cuerpo para recuperarnos.

 

- ¿Siete casos detectados en junio es un dato preocupante?

- Hay que tener en cuenta es que antes la gente no iba tanto al médico si sufría una gastroenteritis y desconocía si compartía los síntomas con otras personas. Ahora, hay más visitas y se analiza más, por lo que podemos hablar de si existe un brote o no.

 

- ¿Hay factores externos que podrían incidir en el aumento del Norovirus en época estival?

- Es posible, pero sin datos sólo sería una pura especulación. Pero está claro que las altas temperaturas tienen algo que ver con ello.

 

- ¿A partir de qué número de personas afectadas se declara brote?

- Sólo tres casos detectados con los mismos síntomas en un lugar en común y un tiempo común.

 

- ¿Cómo han encontrado las cocinas de los locales donde se han diagnosticado brotes?

- En perfectas condiciones.

 

- ¿Y cómo se explican las intoxicaciones alimentarias?

- Hay que definir bien la palabra intoxicación. Vamos a poner un ejemplo ficticio para explicar qué ha ocurrido en estos casos detectados en junio. Voy a un bar y como una ensalada. Puede ser que la persona que manipula la comida sea portadora del Norovirus, o bien que un estornudo haya transportado este virus al plato o incluso que el alimento lo llevara incorporado por no lavarse correctamente... Por la razón que sea, estaré infectado. A partir de aquí yo también puedo ser portador de este virus, de forma que yo estoy infectado y a lo mejor puedo transmitir este virus sin saberlo con un apretón de manos, un beso... Ya ve que la cocina está impoluta, pero ha aparecido un brote de gastroenteritis en toda regla.

 

- ¿En los casos recientes había contaminación en los alimentos o en el agua?

- No hemos encontrado contaminación ni en los alimentos ni en el agua. Todo estaba perfectamente.

 

- ¿Entonces han sido transmisiones de persona a persona?

- Así es. Pero tampoco sabemos cuál es el origen primigeno de la infección.

 

- ¿Cuándo han declarado brote, qué protocolos sigue la Agència de Salut Pública?

- En el caso reciente de Calafell, donde se intoxicaron en un hotel unas 30 personas de 450, se actuó en dos sentidos: por un lado, la rama de vigilancia epidemiológica (los enfermos que ya están en su lugar de residencia son atendidos por médicos de esa región sanitaria que se encargan de buscar denominadores comunes para intentar establecer una conexión de los casos) y por otra parte, el análisis del lugar donde se ha detectado el brote con el equipo de Protección de la Salud.

 

- ¿Son los que deben inspeccionar el local afectado?

- Se encargan de la inspección de todas las instalaciones de riesgo del hotel (cocinas, neveras, almacén de alimentos) y de controlar a los manipuladores (cocineros, camareros...). A las personas se les hacen analíticas de las heces para saber si son portadoras. También se analizan menús (por ley, los alimentos que se consumen deben guardarse unas muestras 24 o 48 horas para supuestos casos). También se toman muestras de agua y con todo el puzzle, se intenta averiguar el origen.

 

- Y en los casos de su región sanitaria, nada de nada.

- Así es.

 

- ¿No encontrar nada, significa que desconocemos el origen del brote?

- Correcto. Sin embargo, también hay que decir que encontrar un virus es más difícil que localizar una bacteria porque estas crecen con mayor facilidad y es más fácil localizar el rastro.

 

- ¿Y entonces no es necesario cerrar ni local ni cocinas en ninguno de los siete casos?

- Si el negocio lo tiene todo correcto: agua, alimentos, cadena de frío y calor, manipulación, certificados de calidad... No encontramos impedimentos para que la actividad siga su curso. No tendríamos argumentos para cerrar una cocina unos días. Hacerlo sin pruebas sería extralimitarnos en nuestras funciones perjudicando al negocio.

 

- ¿Qué consejos puede dar para evitar esta clase de problemas estomacales?

- Son siempre los mismos. Extremar las medidas higiénicas, respetar la cadena de frío, buenas cocciones...

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También