Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La CUP pide continuidad y más facilidades para las becas comedor

A la demanda de esta formación se suman otras plataformas como la FAVT, la PAH y el sindicato de la IAC-USTEC
Whatsapp
Muchos niños dependen directamente de las becas comedor para hacer una comida al día. Foto: ACN

Muchos niños dependen directamente de las becas comedor para hacer una comida al día. Foto: ACN

La CUP de Tarragona, juntamente con la FAVT (Federació Associacions veïnals de Tarragona), la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, la IAC (Intersindical Alternativa de Catalunya) y el sindicato USTEC, celebraron ayer una rueda de prensa donde pedían a las administraciones más facilidades y visibilidad para acceder a las becas comedor de los casals escolares de verano.

Laia Estrada, concejal de la CUP en el Ayuntamiento de Tarragona, manifestó dificultades por parte de algunas familias para acceder a los informes socioeconómicos y solicitar alquileres sociales. Denunció también que la mayoría de niños que se benefician de becas comedor durante el curso escolar se han quedado este año sin casal escolar. La CUP y las demás plataformas presentes consideran excesivo el precio de 25€/día por niño al ser una cantidad inasequible para familias con dificultades económicas. «No sabemos qué pasa con todos aquellos niños y niñas que no están tutelados por los Servicios Sociales al llegar el verano», afirmaba Estrada, quien también informó sobre la voluntad de querer celebrar una reunión con la concejal de Serveis Socials, Anna Santos.

Antoni Peco (FAVT) declara tener constancia, tanto él como la organización que preside, de familias desamparadas por la administración o con dificultades económicas y serios problemas de riesgo de exclusión social, especialmente en barrios como La Floresta o Sant Pere i Sant Pau. El presidente de la FAVT pide continuidad de los comedores durante el mes de julio y más actividades de índole social. «Esperábamos que, como el año pasado, la administración ofreciera una serie de becas y ayudas para cubrir el mes de julio», afirma Peco.

Por su parte, Jaume López, del sindicato IAC-USTEC, denunció que cerca del 25% de la población infantil está en riesgo de pobreza y que el consistorio tarraconense debería intervenir en un asunto que «corresponde a la Generalitat».

Entre las demandas de las asociaciones está la de ampliar las ayudas para los niños y niñas de cero a tres años de edad y también a los estudiantes de secundaria, así como la de publicitar y dar a conocer las ayudas para un tema donde, según Estrada, «hay mucho tabú».

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También