Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Más de Tarragona

La DGT propone ampliar la pantilla de examinadores con militares

Se sumarían 100 personas a las 750 con las que cuenta el sector y serían procedentes del personal de tropa y marinería de Ministerio de Defensa

EFE/Raúl Cosano

Whatsapp
Imagen de archivo de un coche de autoescuela de Tarragona realizando prácticas. FOTO: LLUÍS MILIÁN

Imagen de archivo de un coche de autoescuela de Tarragona realizando prácticas. FOTO: LLUÍS MILIÁN

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha ofrecido a los sindicatos la creación de una escala específica de personal examinador y ampliar la plantilla actual de 750 personas, con 100 adicionales, procedentes del personal de tropa y marinería de Ministerio de Defensa. Este martes tuvo lugar la tercera jornada de huelga con un seguimiento del 70 y el 80% de los examinadores, en una movilización que está previsto que continúe hasta final de mes.

La propuesta de una nueva escala, realizada ayer ante los representantes sindicales en la Mesa Delegada de Tráfico, fue valorada positivamente por la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF). Y es que para ser actualmente examinador un funcionario de la administración solo tiene que superar un curso interno de formación. A juicio de este sindicato, la creación de la nueva escala supondría la apertura de las plazas a personal de fuera de la administración por medio de una oposición libre, lo que "aleja el fantasma de la privatización" de los exámenes.

No obstante, esta propuesta que también contempla su adscripción al grupo C1 de funcionarios, es "insuficiente" para CSIF, porque la nueva escala "no cuenta con un complemento específico en el ámbito de las retribuciones y no afectaría al conjunto de la plantilla". Según sus datos, de los 750 examinadores, 300 no verían reflejado ningún incremento en su nómina al tener ya una categoría superior. De esta manera, la central sindical anuncia que el conflicto en la DGT "va a continuar".

Desde la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE) aseguraron que la incorporción de militares al cuerpo de examinadores "puede ser tan válida y eficaz como cuando los que se incorporaron fueron funcionarios del cuerpo de Correos. Incluso la opción de crear empleo público desde un Gobierno, que se jacta de lo bien que van las cosas y el buen ritmo de crecimiento, sería bien visto por los ciudadanos". Para las autoescuelas, "la huelga era evitable desde hace tiempo y no ahora, el día siguiente, tratar de resolverlo a la carrera. Se han dejado pasar dos largos años". La CNAE apunta que los motivos de la huelga están en "cuando ya se evitó la anterior convocatoria por parte de María Seguí, entonces directora general de Tráfico, que reconoció y se comprometió a resolver las reivindicaciones del complemento y creación de una escala especifica". "Y llegaremos al día después de la huelga. El conflicto seguirá sin resolverse con las actuales posturas, y nos encontraremos con 70.000 o 100.000 personas, ya se verá, que no habrán podido examinarse y obtener su permiso de conducir".

Las claves del diálogo entre el sector y la DGT:

- El colectivo de examinadores denuncia la escasez de plantilla (unos 700 en toda España, 200 menos que antes de los recortes), según sus propios datos, y la constante fuga de funcionarios por las condiciones que se imponen desde la administración.

- En Tarragona se han añadido recientemente examinadores a la plantilla pero desde las autoescuelas la mejora se considera aún insuficiente. La liberación sindical de los efectivos es otro de los inconvenientes que impiden el desarrollo normal de las jornadas

- La principal reclamación es un incremento del complemento específico al colectivo examinador, que es de aproximadamente 240 euros mensuales brutos. Se trata de un aumento pactado hace años y, según los examinadores, aún no cumplido. 

- El director general de Tráfico, Gregorio Serrano, se reunió con el comité de huelga, pero sus propuestas no sirvieron para desatascar el conflicto. No admitió la subida del complemento específico, una de las principales demandas de los examinadores.

- La Dirección General de Tráfico (DGT) busca funcionarios de otros departamentos (incluidos militares) puedan integrarse en la plantilla de examinadores para reducir el déficit. 

Temas

Comentarios

Lea También