La Diputació de TGN tendrá en 2022 su mayor presupuesto y sin deuda bancaria

El pleno provincial aprueba por unanimidad las cuentas del próximo año, que crecerán más de un 21%

OCTAVI SAUMELL

Whatsapp
Pere Lluís Huguet (Cs), Camí Mendoza (ERC), Noemí Llauradó (ERC), Quim Nin (PDeCAT) y Josep Masdeu (PSC), ayer por la mañana. FOTO: CEDIDA

Pere Lluís Huguet (Cs), Camí Mendoza (ERC), Noemí Llauradó (ERC), Quim Nin (PDeCAT) y Josep Masdeu (PSC), ayer por la mañana. FOTO: CEDIDA

La Diputació de Tarragona gestionará el próximo año el mayor presupuesto de su historia. El pleno provincial aprobó ayer –por unanimidad de ERC, Junts, PSC y Ciutadans– unas cuentas para 2022 que crecen un 17,4% y que llegarán hasta los 187,4 millones de euros. Se trata del tercer año consecutivo en el que las previsiones económicas salen adelante sin ningún voto en contra, un hecho que fue destacado por todas las fuerzas con representación en la institución del Passeig de Sant Antoni.

«A diferencia de algunos espectáculos entre miembros del mismo partido que hacen discursos diferentes en otras instituciones, aquí queremos ser útiles. No gana ninguna formación, sino la ciudadanía», afirmó el vicepresidente primero, Quim Nin (PDeCAT), en una clara referencia a la polémica de esta semana en el Parlament entre miembros de su exsocio de coalición, Junts per Catalunya, en el Parlament entre Jaume Giró y Joan Canadell. Por su parte, la presidenta –Noemí Llauradó (ERC)– destacó que el documento «nos refuerza como motor económico y social del territorio» y enfatizó que «lleva el sello de todos los grupos, como representantes de la diversidad del municipalismo de nuestras comarcas».

24 millones más del Estado

En total, la Diputació incrementa su presupuesto en 33 millones de euros. Buena parte de este aumento se debe a la mayor aportación desde la participación en los tributos del Estado. En concreto, se pasará de un ingreso de 115 millones a otro de 139, lo que se traduce en una subida de más del 21%.

Una de las notas destacadas del presupuesto es que se destinarán 31 millones de euros al Plan de Acción Municipal (PAM), que según apuntan desde el organismo, es la aportación más elevada jamás realizada en esta herramienta de cooperación municipal dirigida a los ayuntamientos. De esos 31 millones, 25,4 se destinarán a inversiones y los 5,8 restantes serán para gastos corrientes. El ente supramunicipal aprobó también destinar cuatro millones a las inversiones culturales, además de reservar otros dos para actividades de este ámbito que organicen los consistorios. En cuanto a la acción climática, la Diputació reserva 3,6 millones en subvenciones para aquellos ayuntamientos que realicen acciones relacionadas con la descarbonización, la transición energética, la gestión de los residuos y la prevención de los incendios forestales.

Las cuentas también reservan 6 millones que se invertirán en la red viaria; otros 2,3 millones de euros para extender la fibra óptica a más municipios; y otros 1,4 millones de que servirán para hacer frente en la tercera fase de obras y adecuación del Castell Monasteri de Escornalbou.

Sin pago a los bancos

Cabe destacar que en las cuentas para 2022 prácticamente no se han incluido las subvenciones que la corporación local pueda recibir de los Fondos Next Generation. En concreto, el documento tiene una previsión inicial únicamente de 600.000 euros para los eventuales proyectos de turismo sostenible que puedan conseguir una dotación económica. En base a las ayudas que se reciban habrá ampliaciones de crédito.

Otra de las notas destacadas es que por tercer año consecutivo no se pagará nada a las entidades financieras. El último crédito concertado por la Diputació fue en 2010, que se liquidó en 2020. Este 2021 no se ha amortizado nada. En las previsiones para 2022 se ha abierto una posible partida de seis millones de euros, que seguramente no se ejecutará. De hecho, la única deuda es de 11,4 millones de euros por el obligado retorno de la participación de los tributos del Estado.

Asimismo, ERC, Junts, PSC y Ciutadans ya han acordado el destino del remanente que pueda originarse de las cuentas de este 2021, que se incorporarán en primavera en el presupuesto de 2022. Las fuentes consultadas indican que la cantidad que podría sumarse será cercana a los 30 millones de euros.

Temas

Comentarios

Lea También