Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La Generalitat multará a Endesa si corta el suministro a las familias vulnerables

El conseller d’Afers Socials, Chakir el Homrani, pidió a la compañía retirar sus «amenazas inmediatamente» a los ayuntamientos

Agencias / Redacción

Whatsapp
Sede de Endesa, Madrid. Foto: Wikipedia

Sede de Endesa, Madrid. Foto: Wikipedia

La Generalitat está dispuesta a multar a Endesa si la empresa sigue adelante con lo que ya ha manifestado por correspondencia: que va a cortar la luz a las familias vulnerables si los ayuntamientos no pagan la mitad de sus facturas. «Retiren estas amenazas inmediatamente», pidió la semana pasada el conseller d’Afers Socials, Chakir el Homrani, que quiere abrir negociaciones con Endesa, y el resto de compañías, para decidir cómo van a gestionar los gastos de la luz de las familias vulnerables en Catalunya a través de convenios. Lo dijo después de mantener una reunión con las cuatro diputaciones, entes del mundo local, el tercer sector y activistas de la Alianza Contra la Pobreza Energética sobre la problemática de la pobreza energética.

El vicepresidente del Govern y conseller de Economía, Pere Aragonès, también se ha posicionado en contra de la carta de Endesa a los ayuntamientos: «La amenaza de Endesa es falsa porque hay una ley que impide cortar la luz». En la reunión del conseller d’Afers Socials con las cuatro diputaciones, el Área Metropolitana, la Federació Catalana de Municipis, l’Associació Catalana de Municipis, la Taula del Tercer Sector y la Alianza Contra la Pobreza Energética, todos acordaron avisar por carta a los ayuntamientos y la compañía que no se puede cortar la luz a las familias vulnerables atendidas por los Servicios Municipales porque es ilegal. Creen que los convenios de colaboración se deben firmar con la Generalitat.

El Govern quiere firmar convenios con las eléctricas para acordar la gestión de las facturas impagables de toda Catalunya, que afectan alrededor de 61.000 hogares. Endesa está dispuesta a condonar la mitad de las deudas, 10,1 millones de euros. Los movimientos sociales, en cambio, piden que la empresa se haga cargo del 100% de estos gastos.

Tras varias reuniones entre ayuntamientos, Generalitat y diputaciones, Endesa espera una propuesta de la Generalitat para sentarse a negociar.

Temas

Comentarios

Lea También