Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La compra y el alquiler subieron más de un 10% en 2017

Octavi Saumell

Whatsapp
Una joven busca un piso de alquiler en una web de anuncios de casas. Foto: Pere Ferré/DT

Una joven busca un piso de alquiler en una web de anuncios de casas. Foto: Pere Ferré/DT

Los precios en Tarragona se encarecieron un 10% el año pasado, tanto en lo que se refiere a la compra como al alquiler. Según los expertos, la situación no cambiará a lo largo de este 2018, ya que la previsión es que el valor de los inmuebles experimente un crecimiento similar. 

En la ciudad de Tarragona se inició la construcción de 210 viviendas, especialmente en la zona de la Vall de l’Arrabassada, una cifra que es poco más de la mitad de las estimaciones de la Generalitat, que sitúa la necesidad de nueva vivienda en unas 350 anuales. 

En Tarragona hay unas 50.000 residencias, el 80% de las cuales (unas 42.000) son habitadas en propiedad, mientras que hay unas 8.000 de alquiler.  Esta cifra es similar a la de Italia –que es de 75-25–, pero aún está lejos de Alemania, que tiene un 55% en propiedad y un 45% en alquiler. En Tarragona, la mayoría de las residencias (un 55%) son de tres habitaciones, mientras que un 25% son de dos salas y otro 20% de más de tres. 

Cabe destacar que el porcentaje de viviendas arrendadas se ha incrementado de manera importante, ya que en 2006 el volumen de pisos alquilados era del 12%, una cifra que ahora está cerca de doblarse, y que según los expertos aún puede incrementarse. Así, la previsión es que dentro de una década el porcentaje de ciudadanos que vivirá sin ser propietario ascenderá hasta el 28%. El precio de alquilar un inmueble de dos habitaciones en Tarragona es de unos 8,20 euros por metro cuadrado. Teniendo en cuenta que el promedio de dimensiones es de unos 75 m2, el coste mensual es de unos 600 euros.  

Por lo que se refiere a los inmuebles de tres salas, su coste es de 7,30 euros por metro cuadrado, con unas dimensiones de unos 85 metros y un precio de 750 euros al mes. Por lo que se refiere a la compra, el precio –dependiendo de la zona– oscila entre los 2.200 y los 2.500 euros por metro cuadrado. Según los datos de la Cambra de la Propietat Urbana, la calle que más encareció el precio durante 2017 fue la Avenida Roma, junto a la Vall de l’Arrabassada

Temas

Comentarios

Lea También