Más de Tarragona

La pancarta vuelve a la Plaça de la Font

Colgada de nuevo El edificio municipal luce de nuevo el símbolo ante las críticas de la oposición, que lo califica de «burla»

Octavi Saumell

Whatsapp
Imagen de ayer de la pancarta de apoyo a los presos que ya está en la fachada municipal. FOTO: PERE FERRÉ

Imagen de ayer de la pancarta de apoyo a los presos que ya está en la fachada municipal. FOTO: PERE FERRÉ

Tres días después de que el Govern de la Generalitat apostara por retrasar las elecciones previstas para el 14 de febrero hasta el 30 de mayo, ayer el Ayuntamiento de Tarragona movió ficha y volvió a colgar la pancarta de apoyo a los presos, que se tuvo que guardar el pasado 8 de enero a raíz de dos denuncias del PP y de Vox ante la Junta Electoral. 

Los operarios municipales llevaron a cabo la operación ayer por la mañana, sin esperar a la resolución que entre hoy y mañana debe dictar el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJCat) sobre los recursos presentados por la Lliga Democràtica e Izquierda en Positivo contra la suspensión de los comicios, ya que consideran que «es un abuso de poder inaceptable».

Apoyo de los Comuns
La decisión del gabinete liderado por Pau Ricomà (ERC) cuenta con el apoyo de su socio de gobierno, En Comú Podem. «Trabajamos por el indulto y la desjudicialización del conflicto. La pancarta se ha retirado cuando se ha requerido desde la Junta Electoral y se ha instalado de nuevo cuando se han aplazado las elecciones», afirmaron ayer al Diari fuentes de este grupo municipal. Asimismo, el portavoz de ERC –Xavier Puig– defiende que «mientras se vulneren los derechos humanos, este Ayuntamiento se posicionará en favor de las libertades democráticas».

Esta determinación es apoyada por Laia Estrada (CUP), quien sin embargo resalta que la pancarta «debería estar colgada siempre, es lo mínimo que podemos hacer por los presos y represaliados» y pide una «estrategia conjunta» de «todos los consistorios soberanistas» para mantener en conjunto esta reclamación.

Como es lógico, la decisión no gustó en el lado constitucionalista. «Ojalá fueran tan ágiles con las cuestiones que afectan a la vida de los tarraconenses», indicó la portavoz del PSC, Sandra Ramos, mientras que Sonia Orts (Cs) exige al alcalde que «retire la simbología partidista de la fachada del palacio municipal». La nueva portavoz de Ciutadans, Sonia Orts, califica la acción como de «burla que representa solo a determinadas formaciones», mientras que José Luis Martín (PP) alertó que su formación «hará todo lo posible para preservar la neutralidad del espacio público». Un deja vu que todo parece indicar que se alargará 131 días más... si es que la cita con las urnas no se vuelve a aplazar. Se admiten apuestas.

Temas

Comentarios

Lea También