Las cenas más iluminadas del año de Tarragona

Fiestas. Los ‘Sopars sota els focs’ empezaron anoche su décima edición con la participación de seis restaurantes

Júlia Vidal

Whatsapp
Los ‘Sopars sota els focs’ celebran su décima edición con una variedad gastronómica de 35 platos y postres.  FOTO: Alba Mariné

Los ‘Sopars sota els focs’ celebran su décima edición con una variedad gastronómica de 35 platos y postres. FOTO: Alba Mariné

Con la llegada del mes de julio Tarragona recibe el 29º Concurs Internacional de Focs Artificials, que es toda una tradición entre las actividades que el verano trae a la ciudad. Son muchos los puntos que durante cuatro noches se llenan de personas para ver el espectáculo, pero el Passeig de les Palmeres destaca por sí solo: aparte de ofrecer unas vistas privilegiadas de los protagonistas de la noche, hace ya diez ediciones que acoge los ‘Sopars sota els focs’, que se encargan de la propuesta gastronómica oficial de la velada.

Este año, seis restaurantes alimentan la celebración, el doble que en la edición anterior. Y es que el presidente de la Associació de Restaurants de la Part Alta (ARPA), Julio Rebenaque, lo deja muy claro: uno de los valores más importantes del evento «es tener la máxima variedad gastronómica posible, para que sea el máximo público  el que disfrute de las jornadas». 

Los negocios que se trasladan esta semana a ese paseo tienen un reto: montar parte del restaurante en la zona de Les Palmeres y servir un comedor con una capacidad de 900 personas. Rebenaque explica que «salir fuera del local es un esfuerzo importante por nuestra parte, organizativo y físico», pero también aclara que no se trata de un evento para hacer negocio, sino que el primer objetivo es intentar preservar, cada año mejor, esta velada tan especial que ofrece la ciudad. «Las ganas de seguir haciéndolo, eso nos mueve realmente», dice.

«Los restaurantes a los fuegos»

Algunos de los motores de esta décima edición ya son veteranos en las jornadas, como es el caso de Santiago Scaltritti del restaurante Filosofia. Él explica que hace diez años en la Part Alta había poco trabajo durante estas fechas, y «como no podíamos traer los fuegos a la Part Alta, decidimos mover los restaurantes a los fuegos». Por otro lado está el Maritime d’Altafulla, que en su caso es el primer año que participa en las jornadas con el formato restaurante. Su responsable, Isaac Esteban, comenta que «al ser un local fuera del radio de actuación normal de Tarragona, el evento se nos presenta como una oportunidad para darnos visibilidad».

No todos celebran tanto la llegada de la pirotecnia: es el caso de algún restaurante de la zona que explica que todo el tema de las cenas afecta negativamente a su negocio. En cambio otros apuntan que, aunque se celebre un encuentro gastronómico justo al lado, la afluencia de la gente durante las fechas les favorece.

Más variedad gastronómica

Por suerte para todos, cada vez se es más consciente de las alergias y de los distintos estilos de vida de las personas, y es por eso que los restaurantes ofrecen este año una gran variedad apta para personas celíacas y vegetarianas. Es el caso de Núria, que es celíaca y agradece las opciones: «Que un 75% de los platos sea sin gluten... ¡es todo un lujo!». Su amiga Paula es la primera vez que viene a cenar, y comenta que la velada le parece «una oportunidad muy bien aprovechada teniendo este espectáculo aquí al lado».

Y no le falta razón, porque con un sitio tan bonito como el Passeig de les Palmeres y unas temperaturas tan altas como las que hemos pasado últimamente, qué mejor que cenar fuera con la brisa del Mediterráneo mientras disfrutas del espectáculo pirotécnico del Concurs de Focs Artificials Ciutat de Tarragona.

Temas

Comentarios

Lea También