Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Listas fantasma en Tarragona

PSC y PP presentan listas fantasma en el interior de Tarragona. Asesores o exediles van en listas para combatir el soberanismo. A veces se rellena candidatura con personas de fuera de la provincia

Raúl Cosano

Whatsapp
Izquierda: El exconcejal del PSC en Tarragona José Cosano se presenta por La Figuera. Derecha: Joan Sanahujes, exconcejal en Tarragona, aparece en las listas de Colldejou. Foto: DT

Izquierda: El exconcejal del PSC en Tarragona José Cosano se presenta por La Figuera. Derecha: Joan Sanahujes, exconcejal en Tarragona, aparece en las listas de Colldejou. Foto: DT

Al votante le puede extrañar ver a José Cosano, exconcejal del PSC en Tarragona, como cabeza de lista –y único miembro– de la candidatura de La Figuera (Priorat). Cosano poco tiene que ver con ese municipio, ni tampoco con Colldejou. En las municipales de 2015 se presentó a la alcaldía por esa población. Un caso similar es el de Joan Sanahujes, otro exedil en el Ayuntamiento de Tarragona, ahora en la lista, precisamente, de Colldejou (Baix Camp) y hace cuatro años en la de Torroja del Priorat.

La práctica es habitual en algunos partidos y tiene mucho de simbólico. «Detectamos que en municipios del interior donde sí tenemos votos se hace difícil encontrar a personas que quieran ir en la lista», explican fuentes del PSC. En parte, se hace de un tiempo a esta parte como contrapeso a la fuerza de partidos soberanistas. En poblaciones con una mayoría de ERC o de Junts, hallar candidatos para una lista alternativa es difícil. «No lo hacemos por una cuestión de votos o de presencia, sino para dar a esa gente que nos vota opciones de hacerlo», añaden desde el PSC. 

32 municipios de la provincia ya saben quién será su alcalde

Faltan más de tres semanas para las elecciones del 26-M y 32 municipios tarraconenses ya saben quién será el alcalde o, al menos, el partido que cogerá las riendas del pueblo. No habrá ni necesidad de acudir a las urnas.

Algunas fuentes sostienen que la coyuntura política en Catalunya está detrás: en algunos núcleos pequeños el apoyo a listas soberanistas es tan hegemónico que existen recelos en vecinos que no están alineados con esas posturas a la hora de significarse públicamente por un partido.  

Carme Cabré, concejal socialista en los años 80 y 90, es la candidata del partido en Les Piles, en la Conca de Barberà. Es otro ejemplo de cómo el PSC intenta tener presencia en las urnas, a pesar de que no se traduzca eso en la obtención de concejales. 

También el PP apuesta, en algunos casos, por incluir en las listas nombres completamente ajenos al municipio. Fuentes de la corporación popular admiten que se rellenan candidaturas con personas de fuera del municipio: «En su día se apostó por presentar el máximo de listas posibles, incluso en pueblos pequeños. Eso pasó en las elecciones de 2015. Pero este año, que hemos pasado de 100 a unas 45, no se ha procedido así. Lo que sí hemos hecho ha sido, en aquellos lugares donde hay votos del PP, poner a personas de fuera». 

Es algo que sucede en las listas de municipios como La Pobla de Mafumet o El Morell. A veces incluso son cabezas de lista y, en otras ocasiones, son nombres para rellenar, algo que, igualmente, muestra la dificultad de muchos partidos de encontrar a personas dispuestas a presentarse. «En primer lugar se busca gente de la provincia, aunque no sea de ese municipio. Pero como la época es muy complicada, a veces se refuerza con personas de fuera», explican fuentes populares. 

Temas

Comentarios

Lea También