Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona Participación ciudadana

Los Consells de Districte de Tarragona se pondrán en marcha en octubre

El gobierno municipal acuerda con las entidades vecinales que la nueva organización de la ciudad se active después de las fiestas de los barrios, de Sant Magí y de Santa Tecla

OCTAVI SAUMELL

Whatsapp
Infografía de los distritos de Tarragona. DT

Infografía de los distritos de Tarragona. DT

El Ayuntamiento de Tarragona pondrá en marcha el próximo mes de octubre los cinco Consells de Districte en los que se dividirá la ciudad desde finales de este mismo año: Centre, Eixample, Llevant, Nord y Ponent. Según confirma al Diari la concejal encargada del proyecto, Paula Varas (ERC), el equipo de gobierno ha pactado con las entidades vecinales retrasar la activación de la nueva ordenación administrativa del término municipal para que su entrada en vigor no coincida con las fechas en las que las asociaciones y federaciones de residentes tienen más trabajo, como son los meses de verano en los que se celebran las fiestas de barrio, las de Sant Magí y Santa Tecla.

«Es una petición que nos han hecho y que vemos con buenos ojos. Justo ahora empieza la fase más intensa del proceso, el objetivo es que los cinco se activen a la vez», recalca la edil de la formación republicana, quien el pasado jueves se reunió con representantes de las entidades vecinales en el Espai Turisme de la calle Major para explicarles uno de los proyectos estrella de este mandato.

En este sentido, cabe resaltar que hasta Setmana Santa se desarrollarán en paralelo las comisiones técnicas, políticas y ciudadanas, con el objetivo de tener un primer esbozo del reglamento de funcionamiento en abril para que pueda aprobarse en el pleno municipal a finales de verano y entrar posteriormente en funcionamiento –primero en periodo de pruebas– en octubre. Por ello, la edil se reunirá el 9 de marzo con las entidades de Ponent; el 12 hará lo propio con las del Centre y Eixample en el Palau de Congressos; mientras que el 14 lo hará en Sant Salvador. Paralelamente seguirán los contactos con los grupos políticos municipales. El presupuesto de este 2020 para la definición de los Consells es de 37.000 euros.

Reunión cada dos meses

En los primeros encuentros que ya se han llevado a cabo se ha pactado que los plenos de los consejos de distrito estarán compuestos por entre 30 y 36 personas, que se reunirán periódicamente cada dos meses y de las cuales como máximo solo podrá haber una tercera parte de representantes políticos. De momento, se sabe que el presidente del consejo será un concejal de la formación más votada en cada zona, mientras que la vicepresidencia será para un componente del pleno de la sociedad civil.

Lo que aún no está claro es cómo se configurarán estos órganos de participación ni qué peso tendrá cada uno de los sectores, si bien se intentará que haya paridad de género entre sus integrantes. «Estamos en fase de análisis y de escuchar a la realidad. Cada distrito tiene sus características propias y, por ejemplo, en Llevant piden que las entidades medioambientales y ecologistas tengan más peso que en Ponent», detalla Varas, quien revela que la maquinaria interna de la administración municipal «ya está trabajando en el cambio» que supone este ambicioso proyecto de organización territorial de la ciudad.

De momento, los técnicos municipales han detectado un total de 1.260 entidades, que se han clasificado en diez apartados, que podrían ser los que tengan representación en el pleno de distrito: asistencia sanitaria (51); cívicas (198); cooperación (45); culturales (318); económicas (110); deportivas (210); estudios y formación (169); medioambiente (17); políticas y religiosas (32); y sociales (110).

En la primera reunión con las asociaciones y federaciones de vecinos también se explicó el porqué de la división en la que se ha configurado la ciudad. Así, según consta en el informe, el centro histórico estará formado por la Part Alta, los barrios marítimos –Port y Serrallo– y las calles Unió, Maria Cristina y las dos ramblas «por su rica vida sociocultural» y debido al hecho de que «es donde se concentran los componentes de la evolución histórica».

Por lo que se refiere al Eixample, este se iniciará en la Plaça Imperial Tarraco y discurrirá por la avenida Roma, President Companys y avenida Andorra para conectar con Torres Jordi, Vidal i Barraquer y República Argentina hasta llegar a la Avenida Catalunya, Tarragona II y la Oliva. Se ha concentrado así por la «fuerte dinamización socioeconómica que han generado las nuevas centralidades comerciales, financieras e institucionales».

Por lo que se refiere a Ponent, este se mantiene igual que ahora –como Llevant–, mientras que el Nord será para Sant Pere i Sant Pau, Sant Salvador y Sant Ramon, ya que son «zonas residenciales que deben luchar constantemente por una visión propia y no periférica de la ciudad».

Buscan voluntarios

Asimismo, en el informe preliminar que el ejecutivo entregó hace días a los vecinos se afirma que la función de los Consells será la de «hacer de canal de comunicación entre el Ayuntamiento y la ciudadanía», «realizar propuestas de mejora» e «impulsar la participación ciudadana», si bien se resalta que «no se prevé que funcionen como órganos de gestión de asuntos particulares», ya que este servicio se seguirá ofreciendo desde la OMAC. Pese a ello, el objetivo es que el desarrollo de los nuevos organismos territoriales vaya en paralelo a la implantación de la Guàrdia Urbana de Proximitat, por lo que se trabaja con la idea de que en cada distrito haya una pequeña comisaría para poner denuncias.

Finalmente, en el encuentro el Ayuntamiento entregó a las entidades documentación para captar voluntarios para dar a conocer los Consells. De momento, según reveló Varas a este periódico, ya son cerca de sesenta las personas que se han dado de alta.

Temas

Comentarios

Lea También