Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los alumnos acaban el primer día de Selectividad con buenas sensaciones

El examen de Lengua castellana y literatura dio ayer el pistoletazo de salida a las Pruebas de Acceso a la Universidad para 2.944 alumnos de la provincia, un 3,1% más que el año pasado
Whatsapp
Los estudiantes atienden concentrados las explicaciones de un profesor antes de un examen en el Campus Catalunya de la URV. Foto: Roger Segura (ACN)

Los estudiantes atienden concentrados las explicaciones de un profesor antes de un examen en el Campus Catalunya de la URV. Foto: Roger Segura (ACN)

Nervios, caras de concentración y los habituales repasos de última hora fueron la tónica ayer, el primero de tres días de Selectividad. Después de semanas intensas de estudio y de muchas horas en la biblioteca, la jornada de los futuros universitarios de Tarragonaempezó con el examen de Lengua castellana y literatura, que, según las opiniones de la mayoría, resultó más asequible que el de catalán.

«Me ha ido muy bien y estoy contenta. Primero me he asustado porque he acabado muy rápido, pero lo he repasado todo y he visto que no dejaba nada», explicaba Ariadna Pinilla, del colegio Lestonnac. Tanto ella como Miriam González, del mismo centro, confían en entrar en las carreras que quieren cursar en la Universidad Pompeu Fabra.

Una de las anécdotas del día se produjo cuando en un aula se repartió por error el examen de catalán a una quincena de alumnos, en lugar del de castellano. «Cuando nos hemos dado cuenta los han recogido y han repartido los de castellano», explica Àdam Ricort, del IES Torredembarra. El coordinador de las PAU en la URV, Antoni Garcia Español, relativizó el incidente, que se resolvió sin problemas. Ninguno de los alumnos leyó el contenido del examen, ya que no pueden abrir el dossier hasta que el tribunal dé la orden.

Mariona García, del colegio San José de Reus, se mostró satisfecha con el examen, que encontró más fácil que los que ha ido haciendo en clase. Quiere cursar Magisterio de Educación Infantil y es consciente de que debe aprobar las tres lenguas que se someten a examen a fin de poder acceder, tal como marca la prueba de aptitud personal (PAP) que han de superar los alumnos provenientes de ciclos superiores.

Otras alumnos de Lestonnac, Alba y Paula, se confesaron aliviadas. «Creo que me ha ido bien, pero tengo miedo de las faltas de ortografía, ya que restan puntos por cualquier error», lamentaba Paula, que a pesar de que sólo necesita un 5 quiere sacar la mejor nota posible. Alba quiere cursar ADE y Derecho en la URV, con una nota superior al 7.

Los alumnos llevan muchos días preparando estas pruebas y son conscientes de que se juegan su futuro en pocas horas. «Primero estaba nervioso, pero creo que me ha ido bien», confesó, como haciéndose eco del sentir general, Oscar Jiménez, del IES Gaudí de Reus, un joven que quiere cursar Economía en la URV.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También