Más de Tarragona

Los alumnos de 4º de ESO prueban su destreza en lengua y matemáticas

La evaluación llega por sexto año consecutivo a 1.060 centros de titularidad pública, concertada y privada. Los resultados se conocerán el 18 de abril

Mònica Just

Whatsapp
Alumnos de cuarto de ESO del Institut Martí i Franquès de Tarragona, durante las pruebas realizadas ayer. Foto: pere ferré

Alumnos de cuarto de ESO del Institut Martí i Franquès de Tarragona, durante las pruebas realizadas ayer. Foto: pere ferré

Los alumnos de 4º de ESO andan ajetreados. Las clases han interrumpido un par de días su calendario habitual para dar paso a los exámenes de evaluación de sus competencias básicas. Lo viven como un ensayo de lo que podrían encontrarse en la selectividad dentro de un par de años. Pero aseguran que han llegado preparados. «La semana pasada hicimos un simulacro, así que tampoco ha sido nada nuevo», señalaba Julia, estudiante del Institut Martí i Franquès de Tarragona, mientras comentaba las primeras pruebas con sus compañeros tras una intensa primera jornada en la que hicieron tres exámenes de una hora cada uno.

Son 69.000 estudiantes de 1.060 centros de Catalunya –7.355 en la provincia de Tarragona– los que testean esta semana sus habilidades. Ayer fue el turno de asumir los retos en lengua catalana, castellana y matemáticas. Muchos coincidieron en una misma valoración, a su salida del aula. Las lenguas les resultaron, en líneas generales, más sencillas. Y las mates les sorprendieron más de lo esperado porque las preguntas plantearon algunos contenidos que todavía no habían tratado en clase. «En algún momento me he encallado porque han salido temas que no habíamos comentado. Pero tampoco ha sido muy difícil», apuntó Elena Casado.

Todas las pruebas fueron tipo test. Y curiosamente, a las puertas de los premios Oscar donde está nominado el cortometraje Timecode producido por la Escola de Cinema de Reus, el tema del cine fue el elegido como eje conductor del examen de lengua castellana. Los alumnos manifestaron su predilección por temáticas como esta, que sienten mucho más cercano a su día a día.

Las evaluaciones, que se llevan a cabo por sexto año consecutivo, son solo pruebas diagnósticas. No son decisivas y los jóvenes las afrontan con la tranquilidad de saber que no se juegan en ellas su futuro. Pero se las toman en serio. Saben que sirven para ver cómo van y para saber dónde cojean.

Hoy será el turno de la competencia cientificotecnológica, la lengua extranjera –la mayoría se examinarán de inglés, algunos de francés y una parte más reducida, de alemán– y el aranés, en el caso de medio centenar de estudiantes de la Vall d’Aran.

Los exámenes los diseña y aplica el Consell Superior d’Avaluació del Sistema Educatiu, en colaboración con la Inspección de Educación. En esta edición se han organizado sesenta comisiones que se encargarán de la gestión y la corrección. Varios cientos de profesores se han implicado en el proyecto. Y para los resultados ya hay fecha: el 18 de abril.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También