Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los estibadores consiguen paralizar completamente el Port de Tarragona

La huelga de la estiba paraliza la actividad hasta el viernes a las 8 horas. Tan solo salió un barco de animales

Núria Riu

Whatsapp
Empieza la huelga de 48 horas en el Port de Tarragona

Empieza la huelga de 48 horas en el Port de Tarragona

El conflicto de la estiba ha llevado a los puertos a una situación de completo bloqueo. A lo largo de este miércoles la imagen de los muelles era la de un festivo, con camiones muy esporádicos que intentaban seguir con su trabajo, a pesar de que las grúas y la maquinaria no iniciaron su actividad habitual a partir de las 8 de la mañana. De esta forma se daba inicio a una huelga de 48 horas de la que tan solo quedan excluidos los servicios mínimos, es decir: los ferries, cruceros y mercancías perecederas. En este último grupo se incluye el transporte de animales, por lo que por la mañana la única operativa que tuvo lugar en el Port de Tarragona fue la carga de un buque de animales.

El colectivo de estibadores en el enclave tarraconense siguió la jornada desde las instalaciones de Estarraco. «Ahora sí, podemos decir que está todo parado y que ha empezado el conflicto, que entra en una nueva etapa», decía el presidente del comité de empresa, Joan Galera. 

Galera, junto con Jordi Inglés, fueron dos de los representantes que el martes viajaron a Madrid para participar en el encuentro de los sindicatos con la patronal Anesco. Salieron de éste sin un acuerdo y emplazándose a volver a hablar el viernes. «Cogieron la propuesta y dijeron que ya nos dirán a finales de semana si la aceptan o no, por lo que la huelga seguía adelante», explicó Galera. Los representantes de los más de 6.000 estibadores que hay en España siguen defendiendo como innegociable que se  mantenga el 100% de los puestos de empleo y que, en paralelo, empiece a hablarse del nuevo acuerdo sectorial, que tenga en cuenta la situación particular de cada puerto. 

Por otro lado, están predispuestos a negociar la reducción salarial del 10%. «Les decimos a las empresas que pueden aplicar una bajada del 5% desde el principio y el otro 5% cuando tengamos el acuerdo sectorial», describe el presidente del comité de empresa. Pese a ello, no hubo una respuesta. «Esta ya es la tercera propuesta que hacemos, mientras nosotros seguimos respetando todos los preacuerdos que teníamos», argumenta Inglés.

Por lo que el colectivo ha decidido llegar «hasta el final». «Cuando te convocan a una reunión, haces una propuesta un día antes de que haya convocada una huelga de 48 horas y te dicen que hasta el viernes no habrá una respuesta, es que mucha intención de negociar no tienen», decía Galera.

La actividad en Algeciras y Barcelona se paró completamente

Puertos del Estado cifró en un 95,7% el seguimiento a nivel estatal. De hecho, muchas navieras ya habían previsto el paro para intentar mitigar los efectos. Ayer ya entraron menos embarcaciones, para evitar quedar atrapadas. En los muelles se han quedado cuatro naves con las operativas a medias, mientras que otra decena esperaba en el litoral, y los barcos eran visibles desde la costa, a la espera de poder entrar a partir del viernes por la mañana. 

La Autoritat Portuària de Tarragona emitió un comunicado en el que se informaba de que la jornada se desarrolló «sin incidencias», con la policía portuaria controlando los accesos. Según Puertos del Estado, los grandes puertos, como son el de Algeciras y Barcelona, quedaron completamente parados. Una lista a la que hay que sumar otros trece enclaves.

Temas

Comentarios

Lea También