Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los fuegos ya conquistan el cielo de Tarragona

Una playa menos llena de lo habitual, la mar tranquila repleta de embarcaciones y la cuidadosa exhibición de la Pirotecnia Xaraiva protagonizaron la primera jornada del 26º Concurs Internacional de Focs

Carlos Domènech Goñi

Whatsapp
Las palmeras volvieron a hacer acto de presencia en la Punta del Miracle un año después.  Foto: Pere Ferré

Las palmeras volvieron a hacer acto de presencia en la Punta del Miracle un año después. Foto: Pere Ferré

La playa del Miracle no se llenó como de costumbre. Sí lo hizo una mar tranquila, que acogió entre sus aguas a numerosas embarcaciones. En la arena, expectación minutos antes de que iniciara su exhibición la Pirotecnia Xaraiva. La gente tenía ganas de fuegos. Como viene siendo habitual, móviles y láseres hicieron acto de presencia cuando la oscuridad conquistó la costa tarraconense. De fondo, algún que otro relámpago puso el miedo en el cuerpo a las cuantiosas familias que coparon la arena. A las diez y media en punto se alzó el primer cohete, posterior a los tres disparos de aviso reglamentarios. A partir de ese momento, los aplausos correspondieron todas y cada una de las series de disparos de los gallegos. Y todo con la fabulosa presencia de una suave brisa que esta vez sí acompañó la velada (en el año 2014 la pirotecnia no pudo ser puntuada por el jurado).

La actuación de la pirotecnia de Orense fue muy bien recibida por un público que juzgó, favorablemente, una exhibición que supo combinar a la perfección los momentos álgidos con las pausas necesarias para no malacostumbrar a los espectadores. Un arranque fulgurante sedujo inmediatamente a los presentes. La combinación de colores, las palmeras y los estruendos no dejó más opción que alabar lo que se estaba llevando a cabo desde la Punta del Miracle.

Un momento de tranquilidad fue el presagio de los aclamados cohetes acuáticos, que sólo pueden permitirse en paisajes idílicos como el del Concurs de Tarragona. «Me ha encantado cuando la luz casi tocaba a la playa», expresaban Josep y Montse, una pareja veterana en esto de ver los fuegos. Y lo cierto es que no eran los únicos sorprendidos. Una familia al completo, equipada con hamacas y sillas, coincidía con ellos. Los gallegos supieron exprimir al máximo la exclusiva opción que ofrece Tarragona: iluminar el mar desde dentro. Y el espectáculo continuó.

Uno de los momentos más vitoreados llegó pasado el ecuador del show que, por cierto, se prolongó durante 18 minutos. Una palmera se convirtió, en lo más alto del cielo, en un cúmulo de perlas de luz que poco a poco fue invadiendo la cerrada noche. De pronto, toda la playa quedó iluminada. Y el público mostró su agradecimiento con unos aplausos que se fundieron con el estruendo de los cohetes que ya estaban otra vez en el cielo.

Los gallegos mostraron su meticuloso potencial con una serie de deliciosas formas y un seguido de luces parpadeantes para dar paso a la traca final, siempre tan esperada. «Ha sido espectacular. Ha sonado muchísimo y ha tenido continuidad», comentaban Carlos y Tina, una joven pareja que había quedado muy satisfecha con la exhibición. Y es que es bien sabido que al público tarraconense le gusta oír los cohetes, el retumbar de los disparos y notar la potencia de la masa pirotécnica en los oídos. Y cabe recordar que es la pirotecnia que menos masa usa, concretamente 410,72 kg. Menos de la mitad en comparación con todas las otras empresas que concursan.

La Pirotecnia Xaraiva ha demostrado su calidad y el buen hacer de una empresa puntera en el norte de la península. Su candidatura para ganar el Concurs ha quedado más que clara. Y esta vez, tanto el jurado como los espectadores presentes en el mar, la arena o el Balcó han podido disfrutar de un espectáculo completo, con marca gallega y que tuvo viento y público a favor.

Y hoy, los alaveses

La Pirotecnia Valecea disparará esta noche desde la Punta del Miracle. La histórica pirotecnia, nacida a mediados del siglo XIX, intentará seducir al público tarraconense con los 1.060 kg de masa pirotécnica que lanzarán a partir de las 22:30h.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También