Los ingresos suben un 80% en Tarragona en los últimos diez días

La presión en los hospitales es todavía baja pero sigue creciendo, mientras el Camp y el Ebre ya no controlan las cadenas de contagio

Raúl Cosano

Whatsapp
Los pacientes en la UCI van en aumento en los últimos días. ACN

Los pacientes en la UCI van en aumento en los últimos días. ACN

La presión asistencial en los hospitales tarraconenses vuelve a subir. Los centros sanitarios ya reciben el impacto de la sexta ola. Actualmente hay 48 personas ingresadas con Covid-19, alrededor de un 80% más que hace diez días, cuando había 27. Es verdad que se viene de niveles muy bajos, los más reducidos prácticamente desde verano de 2020, pero también es cierto que la inercia es al alza y que lo que hasta ahora se notaba en la Primaria se percibe también a nivel hospitalario.

Entre septiembre y mediados de noviembre, los ingresados se han mantenido más o menos estables, con alrededor de 30 pacientes en el Camp de Tarragona y las Terres de l’Ebre. Ahora, sin embargo, la dinámica es de crecimiento. El impacto hospitalario –menos abrupto, eso sí, que en otras oleadas del virus– se produce después de los incrementos en la atención primaria, que se sigue tensionando. En la última semana los ambulatorios tarraconenses han registrado 5.652 visitas por Covid-19, un 36% más que en los siete días anteriores (4.150). Pero el aumento es más notorio si se toma una perspectiva de 14 días: en la semana precedente hubo 2.912 consultas por coronavirus. La situación, pues, es preocupante, aunque los datos distan todavía de los estragos de cualquier pico. Por hacer una comparativa, en la cúspide de la quinta ola, en verano, se alcanzaban las 18.000 visitas semanales a los CAP por motivo del SARS-CoV-2. Y por tomar un poco más de perspectiva: los 48 hospitalizados actuales están muy alejados de la punta de esa quinta oleada, que a inicios de agosto alcanzó los 187 hospitalizados en la provincia. Más estables son los enfermos en UCI. Hay 14 actualmente, una cifra que poco ha oscilado en las últimas semanas. Ninguno de ellos tiene menos de 50 años.

El resto de indicadores sanitarios siguen, por lo general, al alza. La incidencia acumulada y el número de contagios van ‘in crescendo’. Tanto el Camp de Tarragona como las Terres de l’Ebre tienen una ratio de positividad superior a 5%. La OMS determina que el porcentaje de pruebas –PCR y antígenos– con resultado positivo respecto al total de las que se hacen no debe ser superior a 5%. Si el dato es mayor, quiere decir que no se están controlando las cadenas de contagio.

Temas

Comentarios

Lea También