Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los médicos de Tarragona cierran filas a favor de vacunar

El Col·legi de Metges dice que intervendría si detecta a algún médico en contra

Raúl Cosano

Whatsapp
El Col·legi de Metges de Tarragona defiende a ultranza la conveniencia de vacunar siempre. Foto: ACN

El Col·legi de Metges de Tarragona defiende a ultranza la conveniencia de vacunar siempre. Foto: ACN

El Col·legi Oficial de Metges de Tarragona cierra filas en torno a la que, para el ente, constituye la indiscutible conveniencia de vacunar. «No tenemos constancia de que haya habido médicos de Tarragona que hayan desaconsejado vacunar. Si detectáramos a alguien, intervendríamos y haríamos alguna acción», explican fuentes del colegio, que sostiene una defensa acérrima del calendario de vacunaciones sistemáticas.

Tanto el Col·legi de Metges de Tarragona como el resto de entidades profesionales de Catalunya han defendido siempre la importancia de la vacunación a lo largo de la vida. El Consell de Col·legis de Metges de Catalunya considera que los médicos que públicamente o en ejercicio de su profesión desaconsejan las vacunas vulneran las normas del Código de Deontología y, por lo tanto «podrían ser sancionados por infracción de las normas profesionales».

Ante las polémicas recurrentes que despiertan a veces declaraciones de profesionales en contra de la vacunación, los colegios de médicos trasladan a los doctores la responsabilidad ética y la obligatoriedad de hacer recomendaciones «basadas en la evidencia científica o en la eficacia clínica». De lo contrario, se incurriría en maleficencia.

En un comunicado conjunto, los colegios se muestran contundentes contra los movimientos en contra de la vacunación: «El hecho de justificar la actitud antivacunas en base a los intereses económicos que puede haber en el entorno no es un argumento que pueda, bajo ningún concepto, invalidar la científicamente demostrada eficacia de las vacunas sistemáticas».

‘Evidencia científica’

Los colegios rechazan de pleno el argumento de que los médicos actúan bajo presión comercial: «Se está insinuando que esta inmensa mayoría de médicos son ineptos o corruptos. Eso no sólo es crear alarma social totalmente injustificada, sino que, dicho por un médico, es una vulneración de las normas de deontología».

Los colegios recuerdan que «la eficacia de las vacunas está demostrada, así como su beneficio para la salud pública. Es una evidencia científica irrefutable, no susceptible a interpretaciones alternativas de base ideológica no demostrables».

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También