Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los políticos utilizan la Diputació para completar su sueldo

Tener un cargo en el ente provincial resulta muy rentable especialmente a los alcaldes que pueden superar ampliamente el límite legal de sueldo en sus Ayuntamientos, de los que también cobran

Xavier Fernández

Whatsapp
Los políticos utilizan la Diputació para completar su sueldo

Los políticos utilizan la Diputació para completar su sueldo

Érase una vez un lugar que en tiempos de bloqueo institucional, de presupuestos prorrogados, del insulto como norma de comportamiento, se convirtió en un oasis para mujeres y hombres de todas las ideologías, en un refugio donde los políticos descabalgados del poder podían mantener sus nóminas, en el Paraíso donde alcaldes y concejales obtenían, legalmente por supuesto, jugosos complementos salariales y sobrepasaban así los topes que marca la ley para sus respectivos consistorios... Érase una vez la Diputació.

El ente provincial es el gran suministrador de fondos tanto a los propios políticos como a sus asesores y de ‘rebote’ para los propios partidos. La nómina de los 27 diputados y diputadas asciende a 1.271.824 euros brutos anuales y la de sus asesores a otros 968.000 euros. Total: 2.239.824 euros.

La Diputació detalla en su web los sueldos por dedicación exclusiva, parcial o asistencias de cada uno de sus miembros. Si un diputado está en exclusiva en la Diputació solo puede cobrar por asistencias en su Ayuntamiento y viceversa. En el caso de las asistencias es el tope máximo, lo que no implica que vayan a percibir toda esa cantidad. La suma de los emolumentos de la Diputació y el municipio nunca puede superar los 79.695 euros al año, cifra que corresponde al salario de la presidenta, Noemí Llauradó.

Tarragona
La capital cuenta con tres representantes: al actual alcalde, Pau Ricomà (ERC); su antecesor, Josep Fèlix Ballesteros (PSC), y Rubén Viñuales (Cs). Ricomà es el político que menos cobra de la Diputació (un máximo de 7.866 euros por asistencias como presidente de grupo), pero porque su sueldo como alcalde es el más alto: 71.829 euros brutos anuales. La suma de ambos es el mencionado tope de 79.695 €. El tope salarial (en el consistorio) para los alcaldes de los municipios de entre 75.001 y 150.000 habitantes es de 79.598 euros anuales.

A quien le va de perlas estar en la Diputació es a Ballesteros. Si tuviera dedicación exclusiva en el Ayuntamiento podría cobrar como máximo 31.425 euros al estar en la oposición. Es el caso de su mano derecha, Begoña Floria. Ballesteros, como presidente de grupo con dedicación exclusiva, cobra 50.390 euros de la Diputació más asistencias al Ayuntamiento con un tope máximo adicional de 26.415. Total: 76.805 euros.

Viñuales tiene dedicación parcial al 90% en la Diputació como portavoz de grupo (45.351 euros) y puede cobrar también asistencias al Ayuntamiento.

Reus
El alcalde de Reus, Carles Pellicer (Junts per Cat); la vicealcaldesa, Noemí Llauradó (ERC); y el concejal del PSC Andreu Martín también son diputados. Pellicer es un caso similar al de Ricomà. Tiene fijado un máximo por asistencias a la Diputació de 9.895 euros más su salario tope de 69.800 euros como alcalde. Total: 79.695.

Llaurado percibe también esos 79.695 euros como presidenta con dedicación exclusiva, más asistencias al Ayuntamiento. Martín compatibiliza asistencias a la Diputació (40.050 euros como diputado ‘raso’) y al consistorio.

El Vendrell
La concejal de ERC de El Vendrell Eva Maria Mata ha experimentado un considerable aumento de sueldo público. El año pasado percibió 18.500 euros del consistorio (el tope por asistencias que podría cobrar también este año). Al ser vicepresidenta cuarta con dedicación exclusiva percibe 63.126 euros de la Diputació.

Cambrils
La alcaldesa de Cambrils, Camí Mendoza (ERC), puede percibir un tope máximo por asistencias de 27.113 euros. Su salario municipal por dedicación exclusiva es de 52.582 euros. Total 79.695 euros. Si solo fuese alcaldesa percibiría el tope máximo fijado para los municipios de entre 20.001 y 50.000 habitantes: 58.372 euros.

Salou
El de Pere Granados es un caso casi idéntico al de Camí Mendoza. Sueldo como alcalde en exclusiva de 52.250 euros anuales y un máximo por asistencias de otros 27.323 euros. Pero hay una diferencia. Granados presume de ser candidato independiente (Sumem per Salou) dentro de Junts per Cat, pero si su candidatura no estuviera englobada bajo el paraguas exconvergente se quedaría sin representación en la Diputació y se esfumarían los 27.323 euros adicionales.

Valls
Los ediles vallenses Jordi Cartanyà (ERC) y Marc Ayala (Junts per Cat) tienen el mismo salario en la Diputació (55.068 euros por dedicación exclusiva) y cobran por asistencias en el Ayuntamiento (300 euros por pleno o junta).

Vila-seca
Pere Segura (Junts) cobra como alcalde 58.372 euros (justo el tope legal). A eso hay que añadir asistencias. La web de la Diputació las cuantifica en 40.050 euros. Es un desliz. Su tope debería ser de 21.323 para sumar 79.695.

Calafell
El alcalde socialista de Calafell, Ramon Ferré, compatibiliza su salario como alcalde de 49.209 euros (dedicación parcial) con asistencias a la Diputación de un máximo de 30.486. Total: 79.695.

Deltebre, Amposta y Torredembarra
Lluís Soler (Junts), Adam Tomàs (ERC) y Eduard Rovira (ERC) tendrían cada uno un tope legal de 58.372 euros como alcaldes de Deltebre, Amposta y Torredembarra, respectivamente, pero perciben por sus cargos en la Diputació  con dedicación exclusiva 67.057, 63.126 y 61.182 euros. Además cobran por asistencias municipales con un tope de 19.600, 5.671 y 12.300 euros anuales.

Albinyanya, Flix, Puigpelat y Alforja
El límite de Quim Nin (Junts), Francesc Barbero (ERC), Marta Blanch (Junts) y Joan Josep Garcia (Junts) como alcaldes y alcaldesa de Albinyana, Flix, Puigpelat y Alforja sería de 42.452 euros. Nin cobra por dedicación exclusiva 73.689. Cada uno de los tres políticos 55.068. Y las respectivas asistencias a sus consistorios.

Vilalba dels Arcs y Constantí
Maria Teresa Mariné y Silvia Puerto, ambas de ERC, cobran por asistencias como concejalas en los ayuntamientos de Vilalba del Arcs y Constantí. De la Diputació perciben 55.068 y 49.561 euros.

Paüls y Sant Jaume d’Enveja
Dos casos opuestos. El alcalde de Paüls, Enric Adell (ERC), cobra 55.068 euros de la Diputació por dedicación exclusiva. Su máximo municipal serían 31.839. El de Sant Jaume, Joan Castor (PSC), podría percibir en el consistorio 42.452 pero cobra 36.045 por dedicación al 90% en la Diputación más asistencias municipales.

La Selva del Camp y El Montmell  
Josep Masdeu (primer teniente de alcalde de La Selva) e Imma Costa (edil de la oposición en El Montmell), ambos del PSC, tienen dedicación exclusiva en la Diputació (50.390 y 42.000) y cobran por asistencias municipales.

La Canonja
El primer teniente de alcalde socialista, Salvador Ferré, tiene dedicación parcial al 80% en el consistorio (36.000 euros) y un máximo por asistencias a la Diputació de 40.050. Total: 76.050 €.

Este aluvión de cifras podría inspirar un remake de la mítica Casablanca. Escenario: salón de plenos de la Diputació a media luz. Aparecen unos resucitados Humphrey Bogart e Ingrid Bergman. Están a punto de despedirse. Bogart pronuncia la mítica frase: «Siempre tendremos París». Y los 27 diputados corean al unísono: «Y nosotros la Diputació». 

Temas

Comentarios

Lea También