Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los técnicos de las ambulancias: «Hay servicios que no se hacen porque no llegamos»

Los técnicos de las ambulancias aseguran que los pacientes dados de alta deben esperar hasta 8 horas para ser trasladados a su casa

Carla Pomerol

Whatsapp

Los trabajadores y técnicos de las ambulancias de Tarragona denuncian que la empresa encargada de gestionar el transporte sanitario –la UTE Egara-Lafuente–, no cumple con las condiciones laborales que le sirvieron para ganar el concurso de ambulancias en el año 2014. El conflicto sigue ahora más vivo que nunca y, hace tan solo una semana, empleados y empresa se vieron las caras en el Tribunal Laboral de Catalunya, para exigir el cumplimiento de los cuadrantes y de los horarios de las ambulancias no urgentes, tal como marca el convenio. 

El comité de empresa asegura que, «pasados dos años desde que la UTE Egara-Lafuente entró en funcionamiento, ya no podemos dejar pasar ni un incumplimiento más». Respecto al transporte no urgente –aquél que se encarga de ir a buscar a personas que les acaban de dar el alta o el que trata de trasladar un paciente a rehabilitación–, el comité denuncia que faltan 28 de las 82 ambulancias que la empresa ofertaba para estar disponibles. Nada más lejos de la realidad. Y es que, de lunes a viernes, por la mañana, hay unas 40 ambulancias disponibles, pero por las noches, solamente hay dos. Además, se ha recortado un 20% el personal para llevar a cabo este servicio

Los trabajadores piden que la UTE Egara-Lafuente cumpla con las condiciones laborales

Esto implica que los pacientes que deben ser trasladados a su casa porque ya han recibido el alta médica se esperan hasta ocho horas, porque no hay suficientes ambulancias. Otros de los perjudicados son los usuarios que deben acudir a una visita, a rehabilitación o a diálisis. «Hay días que no se realizan todos los servicios, porque no llegamos», asegura el comité de empresa, quien añade que «no se cubren las bajas ni las horas sindicales». Además, la empresa ha reducido las horas –lo que significa trabajar más días–, de los técnicos de las ambulancias no urgentes.

En el transporte sanitario urgente la cosa no mejora. El comité reivindica una base operativa en Montblanc y solicita el traslado de la base de Altafulla y Valls, «por motivos graves de salud laboral», asegura el comité. Por otro lado, reivindica, tal como constaba en las bases del concurso, el hospital de campaña, «ya que si en esta ciudad ocurriera un múltiple accidente o un ataque terrorista, no sabemos como lo haríamos», explican los técnicos. Finalmente, piden mejoras en el mantenimiento de las ambulancias. El comité reclama a CatSalut y al SEM que hagan cumplir a la empresa, «ya que solamente se dedican a poner sanciones y a la UTE le sale más a cuenta pagar la multa que cumplir con lo dicho», dicen.

Temas

Comentarios

Lea También