Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los vecinos de la Part Alta se unen para acabar con el exceso de ruido

Sus peticiones incluyen no conceder más licencias de hostelería en el barrio y repartir los actos festivos por la ciudad

Amalia Alonso

Whatsapp
La asociación también reclama los servicios básicos para garantizar la vida digna en el barrio. Foto: pere ferré

La asociación también reclama los servicios básicos para garantizar la vida digna en el barrio. Foto: pere ferré

yer por la tarde se presentó, oficialmente, en la Plaça de les Cols, la plataforma Farts del Soroll a la Part Alta. Esta asociación vecinal se creó de manera espontánea el pasado mes de junio para poner punto y final al exceso de ruido en el casco histórico. Con este objetivo común, la organización ha redactado un manifiesto que recoge sus peticiones para el Ayuntamiento. Destacan la necesidad de frenar la concesión de licencias de hostelería y ocio y la creación de un mapa acústico de la ciudad.

El aumento y la saturación de terrazas en las calles y plazas de la Part Alta es una de las principales quejas de los vecinos. Además, aseguran que muchos establecimientos no cumplen los horarios que marca la normativa. «No dormir, no descansar, es un mal que te va minando poco a poco», se lamenta Andreu Ximenis, uno de los portavoces de la plataforma. Por eso, solicitan que «se reduzca el horario nocturno y se controle la ocupación que hacen del espacio público».

«Queremos un barrio donde el principal patrimonio sean las personas», sentencian. Los ciudadanos reclaman los servicios básicos, tanto culturales como sociales, para garantizar la vida digna en el vecindario. Desde la asociación lanzan una pregunta al Ayuntamiento:«¿Queremos un barrio escaparate? ¿Queremos un barrio sin vecinos?». Afirman que durante los últimos años se han sustituido los comercios de proximidad por tiendas de souvenirs enfocadas al turismo. «Ya no hay espacio para jugar, para sentarnos sin tener que consumir ni para relacionarnos».

Por otro lado, el hecho de que el centro histórico reúna la mayoría de los actos festivos del año también afecta a la degradación de la calidad de vida de los vecinos. «En Santa Tecla es exagerado, pero nos quejamos porque es un problema desestacionalizado», concluye Carme Badia. Con tal de acabar con la saturación de actos ruidosos, la plataforma propone al Ayuntamiento que reparta las citas y eventos, tanto como aquellos relacionados con las fiestas populares como los que no lo están, por todos los barrios. Así pues, solicitan el estudio y la creación de un mapa acústico de la ciudad. «Tarragona es la única capital catalana que no tiene un mapa acústico hecho y en funcionamiento», añade Marc Suanes.

Todos estos factores están impulsando el éxodo de los propietarios de la Part Alta. «El barrio pierde población y esto conlleva la proliferación de apartamentos turísticos», publican en su manifiesto. «No estamos en contra de nadie, sólo queremos que haya límites», aclara Marc. «Debemos encontrar un equilibrio para evitar que esto se convierta en otra Barceloneta o Poblenou», añade mientras hace referencia a dos de los barrios más masificados de Barcelona.

Hasta ahora, la plataforma se ha dedicado a darse a conocer en los medios de comunicación, recoger firmas y repartir banderas con su insignia (una oreja atravesada por varios alfileres)por balcones y comercios. Los próximos fines de semana, montarán una parada en el mercado de la Plaça del Fòrum y en el mercado de antigüedades para llegar a todas las personas que puedan estar interesadas en adherirse.

«Queremos darle una bandera al alcalde para ver si la quiere colgar en el Ayuntamiento, la casa de los tarraconenses», responden cuando se les pregunta por futuras acciones. Por otro lado, después de que Josep Fèlix Ballesteros confirmara que «las fiestas de Santa Tecla no se moverán de la Part Alta», los vecinos le invitan a que vaya a vivir las celebraciones en casa de cualquiera de ellos.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También