Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Los vendedores abrirán el Mercat el día 16 con sólo tres paradas vacías

La Associació de Venedors reitera que el equipamiento abrirá con déficits en las instalaciones generales

Octavi Saumell

Whatsapp
Imagen de ayer del estado en el que se encuentran las actuaciones de reforma del edificio modernista. FOTO: PERE FERRÉ

Imagen de ayer del estado en el que se encuentran las actuaciones de reforma del edificio modernista. FOTO: PERE FERRÉ

Los paradistas del nuevo Mercat Central no realizarán ninguna movilización contra el traslado obligado que empezarán a finales de esta semana hacia el reformado edificio, cuya remodelación ha costado 46 millones de euros. Así lo aseguró ayer la presidenta de la Associació de Venedors, Maria Virgili, quien –en declaraciones a este periódico– confirmó que, finalmente, los concesionarios del equipamiento comercial no organizarán ninguna protesta contra la fecha designada por parte del Ayuntamiento para volver a abrir, una década después, el edificio modernista que fue inaugurado en 1915.

«Haremos el traslado tal y como estaba previsto. Queremos que sea la propia ciudadanía la que juzgue si el Mercat está, o no, en condiciones de abrir al público», afirmó ayer la portavoz de los vendedores. Virgili sigue mostrándose crítica con el ritmo que llevan las obras relativas a las instalaciones generales del nuevo edificio. «Los paradistas estaremos a punto para el día 16. De hecho, creemos que sólo faltarán tres paradas por acabar», indicó ayer la presidenta de la entidad que engloba a la mayor parte de los vendedores del Mercat.


Polémica por los horarios
Las críticas de Virgili llegan a raíz de la petición rechazada el pasado jueves por parte de la presidenta de Espimsa, Elvira Ferrando (PSC), para retrasar 15 días la fecha de reapertura del edificio. Los paradistas consideran que cuestiones como las cámaras frigoríficas, los montacargas, los ascensores o el aparcamiento soterrado no estarán listas para el día 16, por lo que piden un periodo de dos semanas «para probar la maquinaria». Ferrando rechazó esta posibilidad, ya que «los técnicos nos aseguran que todo estará listo para el día 16, por lo que no hay motivo para cambiar la fecha», remarcó hace pocos días.

Ahora, la polémica se centra en el horario que tendrán que cumplir los vendedores del nuevo edificio, que será desde las 8.30 horas hasta las 21.15. Durante estos días, Espimsa ha enviado una circular a los paradistas para que escojan el periodo en que quieren hacer descanso: si descansar los lunes, los sábados o cada día de 15.30 a 17 horas.

Sin embargo, casi una veintena de paradistas se ha negado a contestar la pregunta realizada por parte de la empresa gestora del Mercat, ya que consideran que la propuesta «es desproporcionada» y que no tendrán la posibilidad de cumplirlo, ya que se trata de paradas pequeñas».

n n n

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También