Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona Política

Nadal y Ricomà cesan mañana al histórico gerente del Mercat de Tarragona

El consejo de administración de Espimsa aprobará este miércoles el despido de Isidre Prunor, quien lleva más de un cuarto de siglo como alto cargo de la compañía municipal

Octavi Saumell

Whatsapp
El presidente de Espimsa, Dídac Nadal, durante el último pleno municipal celebrado el pasado 30 de septiembre.  FOTO: Fabián Acidres

El presidente de Espimsa, Dídac Nadal, durante el último pleno municipal celebrado el pasado 30 de septiembre. FOTO: Fabián Acidres

El histórico Isidre Prunor será cesado mañana como gerente de la Empresa de Serveis i Promocions d’Iniciatives Municipals SA (Espimsa). Según ha podido contrastar el Diari, el consejo de administración de la compañía pública aprobará este miércoles el despido del alto directivo, quien ostenta el cargo desde hace más de un cuarto de siglo y ha estado a las órdenes de los alcaldes Joan Miquel Nadal (CiU), Josep Fèlix Ballesteros (PSC) y, ahora, con Pau Ricomà (ERC).  

La decisión se toma tras la propuesta que presentará en la reunión de mañana por la tarde el  nuevo presidente de la compañía pública –Dídac Nadal (Junts per Tarragona)–, que será avalada por Esquerra Republicana y Ciutadans. La CUP también apoya la decisión, mientras que el Partido Popular –que este mandato no forma parte del consejo de administración– no se moja públicamente porque «no tenemos ningún tipo de información al respecto», según indica su portavoz, José Luis Martín. 

La empresa municipal cubrirá la vacante mediante un concurso público

«Cambio generacional»
Las fuentes consultadas por este periódico indican que el motivo principal de la decisión radica en la voluntad del nuevo presidente de «llevar a cabo un relevo generacional» en la dirección de la empresa que gestiona el Mercat Central, el Mercat de Torreforta,  el del Fòrum, los mercadillos, las ferias municipales y los dos aparcamientos soterrados que están situados justo debajo de la Plaça Corsini. 

El gerente tiene un contrato de alto directivo y percibe un sueldo anual de unos 140.000 euros

«Prunor tiene 70 años y lleva treinta en la empresa. Lo extraño, de hecho, sería que siguiera», se afirma desde Espimsa. Prunor, además, cuenta con uno de los sueldos más elevados de la administración municipal, ya que su retribución anual está situada en los 140.000 euros, más que el secretario general, el interventor municipal o el propio alcalde Ricomà. «Las masas salariales de algunos cargos de Espimsa están fuera de mercado y al alza», afirman las mismas fuentes. De hecho, hasta hace cuatro años el coste de la gerencia era superior a los 175.000 euros, pero la rebaja generalizada de nóminas de hace años provocó la rebaja de sus ingresos. 

Sandra Ramos (PSC): «Vuelven a caer en el mismo error. Lo cesan sin tener aún al sustituto»

Una vez se haya confirmado el cese, la empresa dependiente del Ayuntamiento convocará un concurso público para cubrir la plaza. La voluntad es iniciar el proceso «cuanto antes» y que el nuevo directivo empiece a trabajar entre finales de 2019 y principios de 2020. En este sentido, se buscará a una persona joven pero con experiencia para que impulse los mercados municipales y de un nuevo aire a la compañía. Asimismo, otro de los retos será que el nuevo parking que se hizo con las obras de reforma del Mercat abra más horas y no cubra únicamente el horario de apertura del equipamiento comercial.  

Sonia Orts (Cs): «Espimsa no puede soportar esta masa salarial ni un día más. Está fuera de mercado»

20.000 euros en restaurantes
El despido de Prunor era una de las prioridades que se había marcado el nuevo gobierno municipal, especialmente después de que hace meses trascendiera en el portal digital PortaEnrere que el gerente se había gastado unos 20.000 euros en restaurantes durante tres años, especialmente en el Barquet. En ese momento, la mayoría de partidos con representación en la Plaça de la Font apostaron por su cese. De hecho, el entonces portavoz de Esquerra, Pau Ricomà –ahora alcalde– exigió en su momento «la apertura de un expediente disciplinario y la depuración de responsabilidades», que ahora verán definitivamente la luz. 

«Las cifras que se publicaron son correctas. La lástima es que esta práctica habitual durante años fue avalada por los anteriores presidentes y miembros de los consejos de administración», afirman las fuentes de Espimsa, que disparan de esta manera con bala contra las anteriores presidencias, especialmente las de Elvira Ferrando (PSC), Patricia Antón (PSC), Sergi de los Rios (ERC) y Raül Font (CiU).  

Laia Estrada (CUP): «Viendo la situación de la empresa y el estado de algunos mercadillos, apoyamos el cese»

«En su momento nadie dijo absolutamente nada sobre los tickets de comidas. En cien días se están tomando más decisiones que en años», recalcan las fuentes consultadas. 

Críticas del PSC
La decisión que mañana llevarán a votación el presidente de Espimsa y el gobierno municipal generó ayer la crítica del principal partido del pleno, el PSC. «Cesarán al gerente sin tener aún a un sustituto. No nos oponemos a que opinen que se haya acabado un ciclo, pero primero deberían escoger a su relevo y hacer un traspaso como toca, ya que de lo contrario vuelven a caer en el mismo error que ya han cometido con el IMET y Tarragona Ràdio», afirma la portavoz socialista, Sandra Ramos, quien añade que su formación «pone en valor el trabajo que ha hecho Prunor durante todos estos años, especialmente en el proyecto del nuevo Mercat Central».

José Luis Martín (PP): «No tenemos ninguna información sobre el cese porque no estamos en el consejo de administración»

Por su parte, la representante de Ciutadans en el consejo de la firma pública Sonia Orts asegura que su formación apoyará este miércoles la propuesta que el ejecutivo municipal pondrá sobre la mesa. «Espimsa no puede soportar esa masa salarial ni un día más». 

Asimismo, desde la CUP se indicó ayer que «estamos a la espera de recibir toda la documentación pero, de entrada, viendo la situación económica de la empresa y el estado de algunos mercadillos –como el de Bonavista–, estamos de acuerdo con su cese», afirma la portavoz, Laia Estrada.

«Es la primera vez que tenemos representación en esta empresa y hay que hacer las cosas de una forma muy diferente de lo que hemos visto hasta ahora. Muchas decisiones tomadas, o la ausencia de ellas, demuestran el poco interés en el bien común que han sido rigiendo la política de gerencia y presidencia los últimos mandatos», recalca la representante de la formación anticapitalista.

Temas

Comentarios

Lea También