Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

'Pactaría con Ballesteros si el PSC girara hacia la izquierda'

Entrevista a ARga Sentís, alcaldable de ICV en las elecciones municipales del pasado 24 de mayo
Whatsapp
Arga Sentís, ayer por la mañana, antes de la entrevista que concedió al ´Diari´. Foto: Lluís Milián

Arga Sentís, ayer por la mañana, antes de la entrevista que concedió al ´Diari´. Foto: Lluís Milián

- ¿Qué siente cuando ve que en Barcelona la confluencia entre ICV, Guanyem y Podemos le dará la alcaldía a Ada Colau y, en cambio, en Tarragona no pudieron ni configurar una candidatura?

- Da muchísima rabia. Barcelona es el ejemplo de una confluencia que estaba diseñada para ganar y para gobernar. En ese acuerdo los actores se respetan y han sumado.

 

- ¿Qué pasó en Tarragona?

- Las diferentes fuerzas no nos sentimos llamadas a cerrar el acuerdo. Sin Podemos era muy difícil, ya que ellos representaban el cambio. Donde se ha llegado a un pacto, como Barcelona o Madrid, se han logrado muy buenos resultados.

 

- ¿Es el modelo a seguir?

- Sí, siempre lo he dicho. Debemos articular un discurso amplio de izquierdas. La voluntad debe ser gobernar para transformar, no estar en la oposición para hacer de mosca cojonera.

 

- Usted hasta estuvo dispuesta a dejar paso para que el acuerdo se materializara...

- Sí, no quería ser un problema. Las razones del veto fueron bastante absurdas.

 

- No ha sido una campaña ni una precampaña normal para usted...

- No, en principio preveíamos otro escenario y al final la tuvimos que rediseñar en un tiempo récord.

 

- ¿El resultado avala el trabajo que ha realizado durante los últimos años?

- Sí. Entre 2011 y 2015 sólo ha habido un partido en la oposición, mientras que había tres que tiraban hacia adelante las políticas municipales.

 

- Usted votó en contra de tres de los cuatro presupuestos y del plan de ajuste económico y sólo se abstuvo en unas cuentas.

- Cuando uno se dedica a la política debe intentar ser útil. En el presupuesto que me abstuve fue a cambio de incluir cosas que me parecieron interesantes.

 

- ¿Ballesteros miró hacia la derecha durante el mandato?

- No tenía otro remedio...

 

- Ahora tendrá más opciones...

- Sí, podrá mirar a la izquierda o hacia a la derecha... A partir de junio se sabrá si sus acuerdos con CiU o PP eran amor o interés (ríe).

 

- ¿Negociará entrar en el gobierno con Ballesteros?

- Conversaremos. Yo siempre hablo de todo.

 

- ¿Ve posible el acuerdo?

- Yo me veo incluso de alcaldesa. La cuestión es si podremos aplicar el programa. Si se puede, deberían estudiarse las condiciones, ya que gobernar por gobernar no tiene sentido.

 

- ¿Es compatible el programa del PSC con el de ICV?

- Deberían hacer muchos cambios.

 

- ¿Lo descarta?

- Yo descarto muy pocas cosas.

 

- ¿Cree que sería necesario otro partido o vería con buenos ojos un gobierno en minoría entre usted y el PSC?

- Esto debe liderarlo el alcalde. Ahora todo está muy abierto.

 

- El Tripartit suma...

- Lo que queda claro es que en Tarragona hay mucha sensibilidad de izquierdas. Entre PSC, ICV, ERCy CUP sumamos 16 de los 27 concejales.

 

- Usted ha sido la voz más crítica con el gobierno del PSC...

- Sí, pero siempre desde una voluntad constructiva.

 

- ¿Qué debería cambiar el PSC para pactar con ICV?

- Debe dar un giro hacia la izquierda y priorizar el rescate de las personas. Ballesteros también ha bendecido BCNWorld, que fomenta un tipo de economía de empleo precario...

 

- Usted dijo que no gestionaría pensando ni en las inmobiliarias ni en las promotoras, ‘como CiU y PSC’...

- Sí, hice un repaso sobre cómo se ha construido esta ciudad. Me refería a la época de Nadal, que se basó en el modelo del ‘ladrillo’. Y el PSC no lo ha frenado. Ballesteros ha renunciado a transformar la ciudad.

 

- ¿Ballesteros es igual que Joan Miquel Nadal?

- No, él tiene más sensibilidad social. El problema es que es compasivo, cuando debería ser combativo contra las injusticias.

 

- Ahora debe ejecutarse un nuevo POUM...

- Construcción habrá poca, sólo la zona de Ikea.

 

- ¿El proyecto de 2017 es continuar con el ‘ladrillo’?

- Sí. Lo que se debería hacer sería una evaluación sobre los costes y los beneficios que comportará, ya que aún no se sabe ni la implicación del Estado.

 

- ¿Cuándo debería hacerse?

- Este mismo año. Si no llega el dinero de Madrid debemos saber cuánto nos costará, y cuánto tiempo tardaremos en devolverlo.

 

- ¿Si no salen los números se debería renunciar a los Juegos?

- Sí, clarísimamente.

Temas

  • Municipals 2015

Comentarios

Lea También