Más de Tarragona

Paz Padilla: «Yo me reí muchísimo en el velatorio de mi padre»

La artista gaditana presenta hoy y mañana en Tarragona ‘Desatadas’. Comparte escenario con las actrices Esther Rivas y Natalie Pinot. La propuesta llega a la ciudad después de girar por todo el país y llenar de risas los teatros

Sílvia Petit

Whatsapp
A la izquierda la artista Paz Padilla. FOTO: Cedida

A la izquierda la artista Paz Padilla. FOTO: Cedida

La gaditana Paz Padilla vuelve a Tarragona para presentar su última propuesta teatral Desatadas, al lado de otras dos actrices que son Esther Rivas y Natalie Pinot, y lo hace feliz porque adora Catalunya, su gente, sus calçots y los teatros de aquí que siempre la han tratado muy bien. Paz Padilla está, posiblemente, en el mejor momento de su carrera porque además de recorrer los teatros de toda la península, es una de las caras de programas de éxito como Got Talent, Sálvame y la serie La que se avecina, seguida por millones de espectadores. 

La artista andaluza nos recibe feliz y chapurreando el catalán con la gracia que la caracteriza para contarnos qué pasa en este Desatadas que llega al Palau Firal i de Congressos de Tarragona este fin de semana. «Estoy muy muy feliz, yo muero de amor por mi Catalunya porque yo he sido muy feliz aquí. Hemos estado con la obra en Barcelona y el último día me fui llorando. Me gustan mucho los catalanes; cómo pensáis, cómo actuáis, cómo sois y a mi siempre me habéis recibido con muchísimo cariño». Como ella bien cuenta, vivió unos cuantos años en Catalunya y mantiene todavía su casa de Premià de Mar y una masía en Girona que ha convertido en casa rural y que asegura que nunca dejará porque algún día quiere vivir aquí; «Fíjate que mi familia siempre me dice que la masía está muy lejos y que por qué no la vendo y yo les digo ¡pues a tomar por culo, no ir!». 

La obra se podrá ver en el Palau Firal i de Congressos hoy  sábado a las 20.30 h. Y el domingo a las 18.30 h. Entradas de 18 a 26 euros.

La actriz y presentadora explica que «no entiendo este mal rollo que se ha generado con Catalunya; no me gusta cómo hablan de ustedes ni algunos partidos políticos, ni algunos medios de comunicación porque los catalanes sois cojonudos. Yo trabajé ya hace 20 años en Crónicas Marcianas con Javier Sardá y el programa se hacía en Sant Just y mira por dónde que este año nos reunimos todo el equipo de ‘mis catalanes’ un fin de semana para vernos y abrazarnos y sólo tengo palabras de agradecimiento para esa gente con todo lo que me dio en su día». 

Desatadas llega a Tarragona después de girar por todo el país con muchísimo éxito y llenar de risas todos los teatros; «Es que es una obra muy fresca, actual y llena de locuras. Somos tres actrices que ponemos sobre el escenario varios personajes y protagonizamos un montón de situaciones reales pero que siempre tienen algún factor sorpresa. Tengo un proyecto entre manos con Juan Cruz y David Fernández que me hace mucha ilusión, pero yo ahora no puedo matar esta obra porque la gente se lo pasa muy bien, se ríe mucho. Llevamos un año de gira y hemos ido adaptando la obra a las demandas del público y al lugar que visitamos y el resultado es una bomba de diversión».

Desatadas es una crítica y sátira de la sociedad en la que vivimos y convivimos con personajes incapaces de escuchar o detectar sus defectos, siempre bajo el paraguas del humor que es universal y necesario para todas las edades. 

«Qué haríamos sin el humor, si es que no se podría vivir», apunta Paz Padilla, «por eso no entiendo que se esté persiguiendo de esta manera. Toda la vida nos hemos reído unos de otros; España es un país de sátira, de chirigotas y ahora o nos tenemos que ir del país o nos detienen por hacer humor.

íjate que yo me reí muchísimo en el velatorio de mi padre y claro que lo quería muchísimo, pero incluso en los hechos trágicos tenemos que sacar una sonrisa que nos hemos olvidado de reír. Está claro que estamos volviendo atrás y no me gusta nada».

Temas

Comentarios

Lea También