Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona Tribunales

Piden cuatro años de cárcel por tener 16.000 productos falsos en una nave de Tarragona

Los procesados son dos ciudadanos chinos que tenían mochilas, monederos, bolsos, riñoneras, bufandas, balones de fútbol y ceniceros

Àngel Juanpere

Whatsapp
Los productos vulneraban la propiedad industrial.

Los productos vulneraban la propiedad industrial.

Dos ciudadanos de nacionalidad china se enfrenta a cuatro años de prisión y el pago de una multa de 6.720 euros. Así se recoge en el escrito de calificación del fiscal, al que ha tenido acceso el Diari. En el mismo se pide que durante cuatro años ambos estén inhabilitados para el ejercicio de comercio al por menor. El caso podría llegar a juicio el próximo año en la Audiencia Provincial de Tarragona.

Sobre las cuatro y cuarto de la tarde del 14 de noviembre de 2016, los agentes inspeccionaron una nave situada en el polígono industrial Francolí. En su interior fueron hallados hasta 15.951 productos en las estanterías, dispuestos para su venta al público. Entre el material había mochilas, monederos, bolsos, riñoneras, bufandas, balones de fútbol y ceniceros de las marcas Chelsea. Los responsables no tenían autorización de los titulares de dichas marcas registradas, vulnerando los derechos de propiedad industrial e intelectual de las mismas al realizar la venta de productos falsos que imitan a los originales, fuera de los canales ordinarios de distribución y a un precio notablemente inferior. Las piezas contenían medios identificativos semejantes a los que portan las marcas originarias, así como el logotipo sin la autorización de sus propietarios.

El beneficio que se hubiera podido obtener con su venta ha sido peritado en 186.939,25 euros, perjuicio que no conste que reclamen los legítimos titulares de dichas marcas.

El valor del material decomisado asciende a 189.939 euros

Los hechos, según el fiscal, constituyen un delito contra la propiedad industrial. Durante el juicio están citados a declarar, además de los acusados, cuatro agentes que realizaron la entrada y un perito.

 

Temas

Comentarios

Lea También