Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Siete años esperando el juicio por un altercado durante las rebajas de 2009

Ayer, el colectivo feminista realizó una nueva concentración «a la vista de la lentitud del proceso judicial» en el lugar donde ocurrieron los hechos.

Redacció

Whatsapp
Cau de Llunes y otros colectivos de la Esquerra Independentista recordaron ayer lo ocurrido en 2009.  Foto: lluís milián

Cau de Llunes y otros colectivos de la Esquerra Independentista recordaron ayer lo ocurrido en 2009. Foto: lluís milián

El inicio de la campaña de rebajas de 2009 estuvo protagonizado por un incidente entre la Guàrdia Urbana y militantes de la asamblea feminista Cau de Llunes y otros colectivos de la Esquerra Independentista en plena Rambla Nova de Tarragona. El caso acabó con la detención de tres manifestantes por atentado, desobediencia y desórdenes –además de otras tres personas imputadas–. En vía judicial hubo un cruce de acusaciones entre agentes y arrestados, que acabó con todos imputados. A pesar del tiempo transcurrido, el asunto todavía no ha llegado a juicio.

El 7 de enero de 2009 el colectivo feminista efectuaba un acto simbólico contra la presión estética que sufren, según él, especialmente las mujeres, «mostrada como una de las múltiples caras de la violencia de género». Cau de Llunes quiso visualizar esta denuncia mediante una performance delante de diversos establecimientos de la ciudad que, según él, fomentan la presión estética mediante cánones de belleza que ponen en peligro la salud de la mayoría de mujeres (ya sea con las tallas o bien en los escaparates).

Agentes de la Guàrdia Urbana identificaron a dos mujeres. Posteriormente se habría informado a los manifestantes de que se les requisaba el megáfono y que después se les devolvería. A partir de este momento comenzó la trifulca en la que cada parte explica su versión. Los participantes en la performance aseguran que recibieron golpes de porra y puntadas de pie, unos hechos ocurridos en el interior de un portal. Por su parte, desde la Guardia Urbana se informó que uno de los concentrados se lanzó contra los agentes y los refuerzos que llegaron también fueron agredidos –cuatro guardias resultados lesionados–.

Ayer, el colectivo feminista realizó una nueva concentración «a la vista de la lentitud del proceso judicial» en el lugar donde ocurrieron los hechos.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También