Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

TGN tiene un excedente de 200 plazas para niños de P3

La ciudad oferta 1.500 plazas de las cuales a día de hoy sólo se llenan 1.300. A pesar del descenso de natalidad, Ensenyament ha decidido mantener el mismo número de aulas para este septiembre
Whatsapp
Alumnos del Col·legi Mare de Déu del Carme cruzando un paso de peatones a la salida del centro.Foto: Lluís Milián

Alumnos del Col·legi Mare de Déu del Carme cruzando un paso de peatones a la salida del centro.Foto: Lluís Milián

Tarragona tiene para el curso 2015/16 un total de 200 plazas vacantes o lo que es lo mismo 8 grupos de 25 alumnos (el aforo máximo por aula) sin llenar. El excedente no es uniforme en las 33 escuelas de la ciudad, puesto que 12 de ellas (un 36%) han llenado toda su oferta e incluso han tenido que derivar alguna solicitud porque la demanda era superior al número de plazas.

A pesar de este gran número de sillas vacías para el próximo curso escolar y ante la previsión de que el padrón de futuros alumnos siga en caída libre, el Departament d’Ensenyament mantiene abiertos los 60 grupos (líneas) para afrontar el nuevo curso. La directora de los Serveis Territorials d’Ensenyament, Àngels González, explicaba esta semana pasada en la Taula Mixta d’Ensenyament de la ciudad que a pesar del descenso de alumnos y de la dificultad de algunos centros en llenar sus aulas, «el modelo todavía es sostenible y nuestra intención es evitar el cierre de aulas mientras podamos».

De hecho, los únicos cambios respecto al curso que está terminando es una permuta de líneas entre dos escuelas. Campclar pierde una de las dos que tiene y se quedará con un grupo. Y Marcel·lí Domingo, en el barrio de Sant Pere i Sant Pau, aumenta una línea para tener dos grupos a partir de septiembre.

En el mismo sentido, la Escola Sant Pere i Sant Pau ya empezó la preinscripción con un grupo cerrando la línea provisional que se abrió para el presente curso ante el incremento repentino de matriculaciones de gente foránea. Ello obligó a tener dos grupos en esta escuela con más de 40 años de historia.

Otro de los datos a tener en cuenta para el nuevo curso es que Tarragona ofertaba 100 plazas de P3 más que número de niños empadronados (1.500 plazas y 1.401 censados). Tras la preinscripción y asignación de plazas se observa que hay otro centenar de alumnos que prefieren ofertas escolares de fuera de la ciudad, ya sean los centros concertados de Aura y Turó–La Canonja y Constantí respectivamente– o los privados como la Escola Internacional del Camp, en Salou, o el Colegio Francés de Reus. Este diferencial de alumnos no significa que todos procedan de la ciudad, puesto que hay movimientos de familias a lo largo de estos procesos de inscripción.

Con este excedente de 200 plazas, el número de alumnos que ha logrado escoger su primera opción en la oferta escolar es del 96,4%, según datos del Institut Municipal d’Educació de Tarragona (IMET).

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También