Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona: Año de transición pensando en 2017

El inicio de las obras de las instalaciones de los Juegos Mediterráneos y la inauguración del Mercat centrarán la atención en la Tarragona de 2015, el año en que sabremos si Ballesteros es reelegido
Whatsapp
Las obras del Mercat se encuentran hace tiempo en su fase final, pero dificultades económicas las han ralentizado este 2014. Foto: Lluís Milián

Las obras del Mercat se encuentran hace tiempo en su fase final, pero dificultades económicas las han ralentizado este 2014. Foto: Lluís Milián

Está claro que el nuevo 2015 que justo ahora se inicia será de transición con la mirada puesta en el esperado 2017, el año en el que la ciudad dará un importante impulso. Y es que a excepción de la reforma del Mercat Central, los otros grandes proyectos que en este momento tiene iniciados Tarragona tienen esa fecha subrayada y en mayúsculas.

A poco menos de dos años y medio para la celebración de los Juegos del Mediterráneos, tanto el Banco de España, la llegada de Ikea y la urbanización del plan parcial situado junto a la T-11 están orientados a ser una realidad en ese horizonte. Como también se prevé que pueda estar en pleno funcionamiento el agujero de la Part Alta, que en principio debía ser un aparcamiento inteligente y que al final, a principios de 2015, aún ni se sabe que va a ser.

De esta forma, el nuevo 2015 se prevé como un año de paso, a la espera de que se vayan concretando -por fin- algunos de estos proyectos. De bien seguro que la celebración de las elecciones municipales servirá para volver a poner sobre la mesa mil ideas sobre estos proyectos, a la vez que se resolverá el gran enigma: quien será el alcalde de la ciudad durante la celebración del mayor evento que nunca antes se haya llevado a cabo en la ciudad.

De momento, Josep Fèlix Ballesteros (PSC) ya ha anunciado que es la última vez que se presenta, mientras que en CiU el gran enigma es conocer quien será su candidato. La actual portavoz, Victòria Forns, y el presidente de la Cambra de Comerç, Albert Abelló, son los principales favoritos, si bien tampoco puede descartarse que finalmente se opte por una opción de consenso y sea Jordi Sendra.

 

La inauguración del Mercat, ¿antes de primavera?

Las obras del Mercat Central y su entorno se encuentran desde hace tiempo en su última fase y, de hecho, de no haber sido por los problemas de financiación es probable que estuvieran ya terminadas. El caso es que, según afirma el equipo de gobierno, esos problemas de financiación ya están resueltos gracias a la utilización de un préstamo, por lo que la obra ya ha recuperado el 100% de su ritmo y es cuestión de meses que se termine.

La inclusión de una partida de hasta 10 millones de euros en los presupuestos de 2015 otorga esta vez sí credibilidad al anuncio, según el cual el recinto podría inaugurarse durante la primavera –y antes, pues, de las elecciones municipales del mes de mayo–.

Aunque puedan parecer sinónimos, en este caso hay que matizar bien la diferencia entre acabar las obras y volver a abrir. Acabar las obras es lo que parece seguro que, si no se vuelve a torcer la cosa, podrá ser una realidad dentro de los plazos. Pero para que el recinto vuelva a abrir podrían pasar varios meses más. No sólo porque el traslado de los paradistas a su feudo natural conllevará semanas y semanas de tareas logísticas, sino también porque antes de todo eso Ayuntamiento y paradistas deben ponerse de acuerdo en cuanto al reglamento de usos del Mercat. Ya lo ha avisado el alcalde: sería una lástima que se acabara por fin la obra después de ocho años pero que hubiera que seguir aplazando el regreso de los paradistas a la espera del ansiado acuerdo.

 

Pendientes del supermercado

También sigue pendiente, en cuanto al recinto, la adjudicación de la mediana superficie comercial llamada a instalarse en las plantas subterráneas del Mercat, una licitación bloqueada en su día por CiUy PP en el pleno municipal a causa, según manifestaron ambos grupos de la oposición, de las dudas jurídicas que les suscitaba el hecho de adjudicar la concesión del supermercado sin haberse aprobado antes del reglamento de usos. Habrá que ver si ambos partidos mantienen su postura y, por tanto, la superficie sigue sin adjudicarse mientras no haya acuerdo con los paradistas y se pueda aprobar el citado reglamento, o si por el contrario alguno cede.

Cabe destacar que la adjudicación de la mediana superficie aportará 6,1 millones de euros a las arcas municipales. De hecho, precisamente aquella votación fallida en el pleno de julio –y la imposibilidad de ingresar, pues, esa cantidad en aquel momento– fue uno de los diversos obstáculos financieros a causa de los cuales se ha ralentizado tanto la obra en su proceso final.

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También