Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona El pleno municipal aprobará el trámite

Tarragona adjudica este lunes las obras de urbanización del barrio de IKEA

La multinacional sueca empezará la construcción de su centro cuando se haya realizado el movimiento de tierras

Octavi Saumell

Whatsapp
Imagen virtual del aspecto que ofrecerá en el futuro el nuevo barrio en el que estará IKEA.

Imagen virtual del aspecto que ofrecerá en el futuro el nuevo barrio en el que estará IKEA.

El Saló de Plens del Ayuntamiento de Tarragona aprobará este lunes adjudicar las obras de urbanización del futuro barrio de IKEA, situado entre el Anillo Mediterráneo de Campclar y la T-11. El pasado mes de junio la mesa de contratación analizó las 19 ofertas económicas presentadas para ejecutar las obras de urbanización del Plan Parcial 10, que estaban inicialmente presupuestadas en 15.229.268,50 euros. Contabilizados los diferentes criterios de valoración –los económicos y otros de automáticos–, resultó primera clasificada la Unión Temporal de Empresas formada por Dragados SA-Transmaber SL, que ofreció un precio de 10.208.178,68 euros, una cifra que significó una baja del 32,9% respecto al presupuesto.

La urbanización comportará una inversión de 10,2 millones de euros, un 33% menos de lo previsto

Desde entonces, tanto la empresa como los técnicos municipales han justificado el precio definitivo, de forma que se ha descartado que se trate de una baja temeraria. A partir del lunes se dará un breve margen a la empresa para que presente los últimos documentos y pueda empezar las obras en pocas semanas.  

La superficie del Pla Parcial 10 es de 302.784 m2, de los que 68.000 se destinarán a usos comerciales, donde se implantará IKEA, y 30.829 a residencial. El resto de la superficie del ámbito está destinada a equipamientos, espacios verdes y sistema viario. Se prevén 1.200 viviendas, de las cuales 424 serán de protección pública y 160 de alquiler social. Se prevé que vivan allí unas 4.000 personas. El plazo para ejecutar la urbanización del entorno es de 15 meses.

Una vez se adjudiquen las obras de urbanización, el Consistorio también podrá conceder a la empresa IKEA el permiso de obras. Pese a ello, no se prevé que la multinacional sueca inicie sus actuaciones hasta principios de 2018, ya que primero debe realizarse el movimientos de tierras. 

Temas

Comentarios

Lea También