Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona pagará en 2017 un 40% más en dietas y viajes de ediles y funcionarios

Pese a que en 2012 el alcalde afirmó que sólo se compensaría el 'menú del día', lo cierto es que abona 26 euros por comer

Octavi Saumell

Whatsapp
El Consistorio tarraconense ha doblado su gasto en dietas y viajes de concejales y trabajadores públicos desde el año 2012. FOTO: LLUÍS MILIÁN

El Consistorio tarraconense ha doblado su gasto en dietas y viajes de concejales y trabajadores públicos desde el año 2012. FOTO: LLUÍS MILIÁN

El Ayuntamiento de Tarragona incrementará el próximo año en un 40% la partida que destina para pagar dietas, viajes y pernoctaciones a sus representantes políticos y trabajadores públicos. Esto es lo que se descubre en el presupuesto municipal que será aprobado este lunes con los únicos votos a favor del equipo de gobierno (PSC, PP y Unió).

En las cuentas, que ascenderán a 152 millones de euros, destaca el importante aumento que experimentará la partida de Dietes de personal, que en las previsiones económicas de este 2016 es de 25.000 euros pero que, de cara a 2017, se dispara hasta los 35.000. En este apartado se incluye el pago de los ágapes, el alojamiento y los viajes que realizan los concejales y empleados del Consistorio por motivos de trabajo o de formación.

Analizando las partidas de los últimos años se comprueba que se trata de una dotación que ha experimentado un importante crecimiento durante los últimos presupuestos, y que pone de relieve la relajación de las medidas de control de ajuste de la institución de la Plaça de la Font. Así, mientras que en el año 2012 la partida de Dietes de Personal era de 6.000 euros, esta cantidad se multiplicará por seis de cara a 2017. El crecimiento de este gasto ha sido exponencial a lo largo del último lustro, ya que en 2013 la partida fue de 8.000 euros, por los 19.473 que tuvo tanto en los años 2014 como en 2015. Ya en 2016 su dotación económica subió hasta los 25.000 euros, si bien será en 2017 cuando llegará a su máximo, con los 35.000 euros, una cifra incluso por encima de los años anteriores a la crisis económica.


Sin ‘menú del día’
Se da la circunstancia de que, en marzo de 2012, el alcalde Josep Fèlix Ballesteros (PSC) envió una circular interna a los políticos y empleados de la administración municipal en la que, entre otras condiciones, obligaba a ir de «menú del día» a los representantes de la corporación local en los restaurantes.

Pese a ello, las dietas que se pagan a día de hoy por parte del Ayuntamiento están bastante por encima de los precios de un menú, ya que en el caso de los concejales la retribución que se abona actualmente es de 26,67 euros por media dieta –comer o cenar– y de 53,34 si se trata de una manutención completa diaria. Esta cifra es muy superior a los 18,70 euros por comida y los 37,40 euros por manutención global que reciben los funcionarios nivel A y B y los contratados nivel 2,3 y 4; y de los 14,10 y 28,21 que cobran, respectivamente, los funcionarios del grupo C, D y E y los contratados del nivel 5 al 12. Por lo que se refiere al alojamiento, el pago es de 102,56 euros por concejal y noche, por los 65,97 que perciben los trabajadores de mayor nivel y los 48,92 de los empleados de menos categoría profesional.

El concejal de Hisenda, Pau Pérez (PSC), afirma que las indemnizaciones vienen obligadas «por ley», y que lo que hace el Consistorio es «aplicar los mínimos». Cabe remarcar que la normativa estatal es de los años en los que la situación económica era muy diferente al actual. Pese a ello, el máximo responsable económico del Consistorio afirma que «estamos hablando de poco cantidad» y remarca que «es una partida en la que siempre sobra dinero».

Temas

  • TARRAGONA

Comentarios

Lea También