Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona sanciona con 400 euros a la empresa de patinetes Buny

La compañía desplegó el pasado noviembre los vehículos, sin autorización municipal, i el consistorio abre un expediente sancionador

Carla Pomerol

Whatsapp
Imagen de archivo del día que la empresa Buny desplegó los patinetes. FOTO: Pere Ferré

Imagen de archivo del día que la empresa Buny desplegó los patinetes. FOTO: Pere Ferré

El Ayuntamiento de Tarragona ha abierto un expediente sancionador contra la empresa de alquiler de patinetes eléctricos Buny, que desplegó los vehículos hace unas semanas sin autorización municipal. 

Ahora, el expediente deberá tramitarse y se prevé que la multa sea de 400 euros, tal como contempla la ordenanza de convivencia ciudadana. 

Se les acusa que "llevar a cabo, sin permiso, una actividad o ocupación de la vía pública que incide en su utilización para otros usos comunes". El incumplimiento de esta artículo se considera una infracción grave. 

Tarragona retira los 25 patinetes eléctricos de alquiler por falta de licencia

La Guàrdia Urbana de Tarragona deberá retirar esta tarde de lunes los 25 patinetes eléctricos que hay repartidos en la ciudad y que son propiedad de la empresa Buny. La actuación policial se hará por orden del gobierno municipal, que ha anunciado este mediodía que los patinetes carecen de licencia y que la empresa ha actuado sin ningún permiso.

Cabe recordar que los hechos se remontan al mes de noviembre, cuando la empresa Buny decidió instalar unos 25 patinetes en las plazas de bicicletas de la ciudad. La compañía asegura que la intención fue comprobar la conectividad de los vehículos. 

Finalmente, el Ayuntamiento ordenó a la Guàrdia Urbana que los retirara, después de todo el fin de semana funcionando. Pero fue la misma empresa la que lo hizo. 

En agosto, las compañías de alquiler de patinetes interesadas en afincarse en la ciudad de Tarragona se reunieron con representantes del equipo de gobierno. Ambas partes acordaron que a principios de 2020, podrían empezar a operar. Mientras tanto, el consistorio sigue trabajando en la elaboración de una ordenanza que regule la circulación de los patinetes.

Temas

Comentarios

Lea También