Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Desactivado el Plaseqcat por una nube tóxica en la petroquímica

Se había recomendado a los alumnos del instituto de Constantí su confinamiento por su proximidad al complejo, aunque dicha medida ya se ha levantado. El origen sería la purga de agua de un tanque de crudo

Àngel Juanpere

Whatsapp
Los bomberos en la zona del incidente.

Los bomberos en la zona del incidente.

La Direcció General de Protecció Civil de la Generalitat ha activado, en fase de alerta, el Plaseqcat por una nube tóxica en la refinería de La Pobla de Mafumet. A últimas horas de la mañana el plan se ha desactivado.

Se recomendó el confinamiento del instituto de Constantí por su proximidad a la industria.

Los hechos se han producido sobre las diez y media de la mañana de hoy jueves cuando Protecció Civil ha decidido activar el Plaseqcat por una concentración de lo que inicialmente parecía gas fosgeno en la refinería.

Técnicos del Departament de Medi Ambient de la Generalitat están realizando mediciones en la zona para determinar el producto. Al parecer, los niveles de gas van a la baja.

Protecció Civil valoraba que el producto que provocaba el olor es sulfúrico y no gas fosgeno, como se creía inicialmente.

Los técnicos de Medi Ambient han asegurado finalmente que las concentraciones de producto no son tóxicas, según las mediciones realizadas. A pesar de ello, añadían, en el municipio de Constantí se percibe un fuerte olor.

Después de haberse detectado que las concentraciones no eran tóxicas, desde Protecció Civil se ha indicado a los responsables del Institut de Constantí que podían levantar el confinamiento.

El SEM ha atendido a una mujer por mareo, que ha sido dada de alta 'in situ' en el IES Pont del Diable de Sant Salvador.

En total, el SEM ha activado nueve unidades. Siete han sido a La Pobla de Mafumet y dos a Sant Salvador.

Bombers de la Generalitat había activado inicialmente el furgón de riesgo químico aunque, al conocerse que el incidente iba a menos, se ha desactivado su salida. Sí que uno de los jefes de guardias se ha desplazado hasta la zona.

La empresa Repsol ha emitido un comunicado en el que indica que hoy, a las diez de la mañana, , en las instalaciones de Repsol en La Pobla de Mafumet, durante una operación habitual de purga de agua de un tanque de crudo, se ha producido un aumento de los niveles de sulfhídrico.

Cuando se ha detectado la incidencia "se ha corregido inmediatamente y la situación ha quedado normalizada".

La nota añade que "esta operación se realiza habitualmente y consiste en separar el agua del crudo. El agua que se purga de estos tanques se envía a la planta de tratamiento de aguas para su procesamiento".

La empresa "entiende la preocupación que puede generar un episodio de olor de este tipo, dado el olor característico del sulfhídrico".

Repsol dice que "en todo momento los valores de concentración de este compuesto no han supuesto ningún riesgo para la población".

Finalmente, la empresa asegura que "se ha iniciado una investigación interna para determinar exactamente las causas del episodio".

Baile de horas

La empresa Repsol, en su comunicado, apunta que el incidente se había producido a las diez de la mañana. Sin embargo, la primera llamada que recibe el teléfono de emergencias 112 es que las 9.11 horas y procedía del Ayuntamiento de Constantí. El alertante manifestaba que se habían detectado fuertes olores. 

El Departament de Medi Ambient de la Generalitat comprobaba, a través de su estación de Constantí de la Xarxa de Vigilància i Previsió de la Contaminació Atmosfèrica (XVPCA), que se había detectado una importante presencia en el aire de sulfhídrico (694 partes por billón) y también de fosgeno (0,98 partes per billón).

Este último producto se trataba d euna falso positivo derivado del primero. En ningún caso los parámetros no supepaban los límites permitidos,

A raíz de estos datos es cuando Protecció Civil alerta que el producto podría ser fosgeno e instaba al confinamiento del personal del Institut de Constantí.

Fuentes oficiales han apuntado que a las diez y media de la mañana, la empresa Repsol Petróleo había informado que "detectaban la fuente de emisión de los gases en una balsa de sus instalaciones" y que habían cortado el envío de productor a la balsa".

A las 10.41 horas, las concentraciones de los dos productos habían bajado a valores "bajos", momento que se ha autorizado al instituto para a levantar el confinamiento.

Los bomberos han inspeccionado que en los trabajos de drenaje de aguas del tanque de petróleo crudo se ha producido un incremento de emanación de ácido sulfhídrico y el olor era percibido desde el exterior. 

Loas bomberos de la empresa han sellado con espuma el canal de desagüe para evitar más emanaciones

Temas

Comentarios

Lea También