Más de Tarragona

Un hombre se niega a dar tabaco y le rompen la pierna en Tarragona

Detenidos tres de los seis jóvenes acusados de atacar a la víctima

ÀNGEL JUANPERE

Whatsapp
Un hombre se niega a dar tabaco y le rompen la pierna en Tarragona. Foto: P.F.

Un hombre se niega a dar tabaco y le rompen la pierna en Tarragona. Foto: P.F.

Un hombre que caminaba con un amigo por la zona de la plataforma del Miracle acabó con una pierna rota. Fue porque dijo que no tenía tabaco cuando un grupo de seis jóvenes le pidió un cigarro. Tres de los sospechosos –dos de ellos menores de edad– acabaron detenidos por la Guàrdia Urbana.

La agresión se produjo en la medianoche del miércoles al jueves en la confluencia de la Baixada del Toro con el Passeig Rafael de Casanova. La víctima aseguró que había sido atacado por seis jóvenes marroquíes, de los que dio la descripción de algunos de ellos. Al decirles que no tenía tabaco, comenzaron a tocarle por el cuerpo con la intención de robarle el bolso de mano, por lo que él se defendió para que no se lo quitaran. Ante su resistencia, uno de los ladrones le golpeó la pierna izquierda, lo que provocó que cayera al suelo. El delincuente quiso robarle de nuevo el bolso, pero apareció el amigo de la víctima y el grupo se dio a la fuga.

Una patrulla de la Guàrdia Urbana acudió al lugar y se entrevistó con la víctima y el testigo. La persona herida posiblemente tenía la pierna rota y no se podía mover. Una ambulancia evacuó al hombre al Hospital de Santa Tecla. Mientras, la descripción de los sospechosos era transmitida a todas las patrullas de dicho cuerpo policial y de los Mossos.

Una patrulla de la Guàrdia Urbana observó, en el Passeig de les Palmeres, a un grupo formado por tres jóvenes, cuya descripción concordaba con la facilitada por la víctima. Los tres quedaron detenidos por un delito de tentativa de robo con violencia y otro de lesiones.

Los dos más jóvenes pasaron el jueves a disposición del Juzgado de Menores. El fiscal pidió el internamiento de ambos en un centro. El Equipo Técnico informó que uno de los menores frecuenta grupos de amigos disociables y conductas disruptivas, no tiene ni control ni contención por parte de adultos. Respecto de este menor el juez acordó el internamiento en régimen semiabierto por seis meses en el Centre Can Llupià, ubicado en Barcelona.

El otro menor tiene mejor comportamiento y pronóstico. Además, está estudiando. No vulnera normas, aunque las lleva al límite. Por eso se le puso una medida de libertad vigilada por seis meses prorrogables.

Temas

  • Guardia Urbana Tarragona
  • passeig Rafael Casanova

Comentarios

Lea También