Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Un piso en Tarragona es un 72% más caro que en Reus

Deltebre es la ciudad de la provincia con más subida de precios. Altafulla es el municipio con el coste más elevado del metro cuadrado
 

Raúl Cosano

Whatsapp
Una persona observa anuncios en una inmobiliaria de Tarragona. Foto: Lluís Milián

Una persona observa anuncios en una inmobiliaria de Tarragona. Foto: Lluís Milián

La evolución del precio medio de la vivienda varía mucho en función del municipio. Apenas unos pocos kilómetros de distancia pueden suponer realidades inmobiliarias bien distintas. En la provincia, según un informe de Idealista sobre vivienda de segunda mano, los costes aumentaron un 4,5% en el último año. 

Hay localidades, sin embargo, donde el incremento ha sido más notorio. Es el caso de la propia capital, Tarragona, donde el precio aumentó un 6,2%. Comprarse una vivienda ahí sigue teniendo un precio mucho más elevado que en Reus, la otra gran ciudad de la provincia. De 1.608 euros en Tarragona a los 931 de la capital del Baix Camp, un 72% menos, según la base de datos del portal inmobiliario. 

Hay que tener en cuenta que Reus está entre las pocas poblaciones de la provincia cuyo precio bajó entre los meses de marzo de 2017 y 2018, el rango analizado. Registró un descenso de 1,7% en los precios. 

El peso del turismo
La ciudad tarraconense con un incremento de precios más abultado es Deltebre (12,8%)
, por delante del Vendrell (12,1%), muestra del aliciente costero a la hora de hacerse con un inmueble. Municipios con un gran peso del turismo como L’Ametlla de Mar (8,8%) o La Pineda (8,4%) también tienen incrementos notables, bastante por encima de la media provincia.  

El diagnóstico inmobiliario de Idealista también incluye un análisis por barrios o distritos. Así, llama la atención el elevadísimo aumento que registra el metro cuadrado en Bonavista, situado en un 18%. La subida es mucho menos marcada en Torreforta (un 4,3%), otro de los barrios de Ponent que aparecen en la muestra. El contrapunto lo pone Sant Salvador, uno de los barrios más humildes y modestos de la capital, con un ligero retroceso del 0,7%, señal de que la demanda ahí en bastante menor. 

El litoral goza de un indudable atractivo. Por eso, el municipio con un precio más alto por metro cuadrado es Altafulla (2.022 euros). Otro de los informes sobre vivienda usada, en este caso de Fotocasa y relativo a 2017, señala a Sant Carles de la Ràpita como la décima población de toda España con mayor variación anual de precio. El núcleo ebrense vio aumentar el valor medio de la vivienda en un 23,6%. 

Todas las viviendas analizadas para estos informes son de segunda mano y proceden tanto de particulares como de profesionales inmobiliarios.

Temas

Comentarios

Lea También