Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tarragona Sucesos

Una empresa ficticia contrataba a empleados para defraudar a la Seguridad Social

La Policía Nacional ha detenido a diez personas acusados de falsedad documental y cinco de ellos también de fraude a la Seguridad Social

Redacción

Whatsapp
Uno de los detenidos saliendo de la comisaría de Tarragona para declarar en el Juzgado.Foto: Policía Nacional

Uno de los detenidos saliendo de la comisaría de Tarragona para declarar en el Juzgado.Foto: Policía Nacional

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado una organización que presuntamente tenía una empresa ficticia que realizaba contratos a trabajadores con el objetivo de defraudar a la Seguridad Social. Se han detenido a 10 personas de diferentes nacionalidades, entre supuestos trabajadores y administradores de la empresa. La deuda total contraída con el erario público supera los 50.000 euros.

La investigación se inició en noviembre de 2016 cuando se personó en esta Comisaría Provincial de Tarragona un inspector de trabajo para comentar que referente a la empresa investigada, a la que había hecho una inspección, le ofrecía dudas en cuanto a que podría estar simulando relaciones laborales, no localizaba centros de trabajo ni  a los responsables de la mercantil.

Durante las investigaciones se observó como la supuesta sede social de la empresa corresponde a un domicilio particular, propiedad de una de las supuestas empleadas de la citada empresa y que es la mujer del propietario. Los centros de trabajo de la citada empresa que han podido ser localizados, uno estaba en la localidad de Reus -actualmente cerrado y no consta en el Ayuntamiento su apertura- y la tienda de Tarragona -también está cerrada y en proceso de desahucio por deudas del alquiler del local-.

Se corroboró la existencia de tres empleadas de la empresa, las cuales trabajaron en algún momento en las citadas tiendas y las mismas declaran que aparte de ellas y los responsables no tenían conocimiento de otros empleados.

Paralelamente llegó un informe de Inspección de Trabajo en donde se comunicaba que por el volumen de la empresa había un exceso de empleados y que desde la Inspección de Trabajo se habían dado de baja a dos de ellos, porque habían reconocido ante la Inspección que no habían trabajado nunca para la empresa.

Se comprobó como la supuesta facturación de la empresa no era tal y correspondían a artificios contables para simular facturaciones y dar visos de credibilidad a la mercantil. Por parte del grupo investigador se considera que la empresa ha procedido desde el momento inicial de tener empleados por cuenta ajena, a generar una deuda con la Seguridad Social, no pagando nunca los seguros sociales y que la mayor parte de las contrataciones son simuladas, no sabiendo dar el resto de los trabajadores explicaciones coherentes que nos lleven a localizar los lugares de trabajo o justificar las relaciones laborales.

Tras ello se procede a la localización y detención de los implicados, los cuales se encontraban en diversos pueblos de la provincia de Tarragona y en la provincia de Lleida.

La operación finalizó la pasada semana y el perjuicio global causado a la Seguridad Social  es de 50.165,01 Euros. A cinco de los detenidos en la operación se les imputan los delitos de falsedad documental y fraude a la Seguridad Social y a los otros cinco un delito de falsedad documental.

Las investigaciones han sido desarrolladas por agentes del grupo 1º de la UCRIF de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de Tarragona , colaborando Inspección de Trabajo y Seguridad Social de Tarragona.

Temas

Comentarios

Lea También